Ritmo de mambo, ay, qué sabroso

Dreamcast: 15 años tiene mi amor

Dreamcast: 15 años tiene mi amor

Hoy hace quince años que Dreamcast, la última consola de Sega, aterrizó en España. Menuda fecha: quince años desde que nos dejara una consola que marcó un antes y un después; una consola de fin de siècle en la que se mezclaron las últimas glorias del arcade, algunos de los experimentos más memorables de todos los tiempos y los últimos coletazos de la Sega fabricante de consolas.

Es un momento especial, comprendedlo. Por eso, nos hemos juntado para recordar algunos de los momentos especiales que hemos pasado con ella, cómo recordamos esos años locos y cuáles son nuestros juegos favoritos de la consola. Esto va por ti, Dreamcast.


…por Pep Sànchez

Fue la primera consola que compré con “mi” dinero, el de cumpleaños, navidades y demás que había ido ahorrando desde que vi el trasto por primera vez en alguna revista. No me libré de las clases ese 14 de octubre, pero sí convencí a mi madre para que me acercara al Centro Mail durante el parón del mediodía. No hubo hora del comedor mejor. No habrá otra maquinita igual.

No podría, aunque quisiera, recordar Dreamcast de otra manera. Nunca he querido revisitar mucho todo aquello, por miedo a la decepción. Sigo tomando mis cinco raciones diarias de Segata Sanshiro, pero prefiero creer a mi llavero con la forma de esa espiral —van ya once años en mi bolsillo— que a una crítica sobre el Crazy Taxi de Vita. Cualquier cosa menos renunciar a la inocencia que cubre la parte de mi memoria dedicada a la 128 bits de SEGA; me encantó lo que decían sobre eso en Kill Screen, el otro día.

Por eso no voy a hablar de los que ahora considero los mejores juegos de la consola (Jet Set Radio, Ikaruga y Soulcalibur, quizás), por eso voy a hablar de:

Dreamcast: 15 años tiene mi amor Sonic Adventure

Había jugado a Mario 64 en casa de otros, pero no era lo mismo. No era Nintendero todavía, no podía entenderlo. Supongo que Sonic World no cuenta, así que a los del erizo nos tocó esperar un poco más para vivir esa transición mágica, ese cambio total de las tres dimensiones. Cuentan que ha envejecido regular y no podría importarme menos: por entonces, sin spoilers ni tráiler de lanzamiento, lo del puente con la orca hizo sirvió para amortizar la consola en cuatro minutos y medio.

Dreamcast: 15 años tiene mi amor

Phantasy Star Online

Otra primera vez de las raras, de las segueras. De las buenas. Seguramente sigue siendo el juego al que más horas le he dedicado en mi vida: de ocho de la noche a ocho de la mañana, fines de semana todo el día. Estoy convencido de que escribo más rápido con el teclado de la Dreamcast que con este. Forest, Cave, Mines y Ruins, Forest Cave, Mines y Ruins, Forest, Cave, Mines y Ruins. Truco de clonar armas. Puta Spread Needle, yo me quedo con la espada. Forest, Cave, Mines y Ruins.

Dreamcast: 15 años tiene mi amor

Shenmue I & II

Los juegos más importante de mi vida, eso no se puede discutir. Si la saga Panzer Dragoon había empezado a cambiar mi forma de ver todo esto, Yu Suzuki y AM2 echaron el resto. De repente, era algo mucho más serio, había mucho más que decir y se podían hacer webs para contarlo. Podía ser un trabajo, incluso. Ya veremos, Pep, ya veremos. Lo mismo un día hasta le das la mano a Yu Suzuki. Jajajaja, seguro que sí.

Y lloré en Guilin, por supuesto.


…por Christian

Ay, Dreamcast, qué máquina tan compacta, tan bonita, tan adelantada a su tiempo y tan desaprovechada. Qué triste que fuese precisamente ella el último clavo en el ataúd del hardware seguero existiendo cosas como la 32X o incluso esa Game Gear que devoraba las pilas al mismo ritmo que Gabe Newell los donuts. No recuerdo exactamente cuándo compré la mía, pero sí recuerdo que fue en una tienda de segunda mano y que me costó 13.000 pesetas, así que deduzco que fue antes de 2002.

También recuerdo que lo primero que pude probar en la consola fue un disco de demos que venía con la Revista Oficial. Después, con el tiempo, fueron llegando alrededor de una veintena de juegos, casi todos comprados usados o en liquidaciones de grandes superficies (que no se hicieron esperar demasiado, todo sea dicho). Aparte del top 3 que tenéis ahí abajo, hay que mencionar Skies of Arcadia, los Shenmue, Metropolis Street Racer, los fantásticos Virtua Tennis, Jet Set Radio, los dos Sonic Adventure, Dead or Alive 2, el estupendo Resident Evil – Code: Veronica… La vida de Dreamcast fue breve, pero dejó un catálogo de altísima calidad. Yo todavía la tengo ahí conectada a la tele, lista para echar una partida si se tercia. Su 15º aniversario bien se merece una.

Dreamcast: 15 años tiene mi amor Soul Reaver

Ya había jugado a Soul Reaver en PlayStation y me había gustado mucho, pero no había llegado a terminarlo y realmente no sabría decir por qué. La versión para Dreamcast, técnicamente muy superior, me pareció una maravilla y reconozco que al principio mi principal motivación para jugar era ver ese salto de calidad. Sin embargo, el oscuro universo de Soul Reaver y la historia de venganza de Raziel acabaron atrapándome. Eso y empalar vampiros, claro.

Dreamcast: 15 años tiene mi amor

Grandia II

Hace trece o catorce años el rol japonés no me tenía tan desencantado como ahora y disfruté muchísimo de la secuela de Grandia. Si lo empezase mañana probablemente sería incapaz de jugar más allá de media hora, pero entonces me pareció que tenía una historia entretenida, unos buenos personajes y un sistema que hacía que los combates tuviesen un importante componente estratégico del que carecían otros juegos del género.

Dreamcast: 15 años tiene mi amor

Soul Calibur

Soul Calibur fue el primer juego que compré para Dreamcast. Ya había exprimido completamente Soul Blade en PlayStation (juegazo, por cierto) y era una de las principales razones para comprarme la consola. No hay duda de que se trataba de su juego estrella. Era una maravilla visualmente, con unos modelados muy detallados, unas animaciones vistosas y fluidas y un sistema de combate sólido como una roca. Incluso hoy día sigue siendo muy divertido de jugar, aunque no ha envejecido tan, tan bien como algunos creen.


…por pinjed

La primera vez que vi una Dreamcast en funcionamiento fue, de hecho, casi un año antes de que llegase a Europa, en diciembre de 1998. Acababa de entrar en el instituto y enseguida me hice amigo de un compañero de clase al que se le veía a la legua, por sus gafas, su chándal y su coronilla indomable, que las chicas no eran todavía un objetivo a alcanzar a corto plazo. Y donde no hay chicas, especialmente a los 15, hay siempre videojuegos. Ambos estábamos enterados, gracias a las revistas, de lo que SEGA venía cocinando allende los mares, pero el lanzamiento europeo y la bajada de precio hasta hacerla viable eran algo tan lejano que decidimos de forma tácita no pensar mucho en el asunto; bastantes desilusione se lleva ya uno a esa edad. La misma semana de mi cumpleaños, a principios de diciembre, mi amigo llegó tarde a clase —habitual en él— pero con una media sonrisa imborrable, el paso ligero y la mirada viva —nada habitual en él a las 8:30 de la mañana—. Se sentó junto al bulto encogido de frío, sueño y desidia que era yo en esa clase de trigonometría a primera hora del lunes, me despertó de una sonora colleja y me susurró al oído: «El Jose ya tiene la Dreamcast.»

Aquella misma tarde mi amigo había acordado hacerle una visita a Jose y yo le acompañaría. No tenía ni puta idea de quién era Jose, ni me interesaba lo más mínimo, pero en la era pre-YouTube ver aquel cacharro recién importado (con su logo rojo, a diferencia del europeo azul) ocupaba en mi escala de valores un lugar muy por encima de ser socialmente correcto. Muy por encima de cualquier otra cosa, de hecho. El afortunado seguero de élite resultó ser un tío de treinta añazos que vivía en casa de sus padres y compartía litera con su hermano de unos 25. Alrededor de aquel doble nido de miseria emocional cubierto son colchas de Saint Seiya descansaba una auténtico alijo de juegos importados, la mayoría sin desprecintar, forrando literalmente dos paredes de arriba a abajo. En mitad de uno de aquellos muros a base de cajas de plástico y pasión desatada, se abría un hueco para la tele, que nos esperaba encendida con una flamante Dreamcast a los pies. En la pantalla un lagarto gigante destruía Tokio a bofetadas; era el Godzilla Generations. Cinco minutos después Virtua Fighter 3 entraba en acción y yo no podía creerme lo bien que se veía aquello. Intenté mantener la compostura y no soltar un “WHOA” a cada golpe que Pai Chan le propinaba a Akira Yuki, pero cuando me tocó el turno y el mando cayó en mis manos dije “WHOA” tantas veces y de una forma tan inapropiada que mi amigo tuvo que intervenir con un leve codazo disimulado en las costillas. Cualquiera que me hubiese oído habría pensado que acababa de desvirgarme. Y en cierto modo eso era justo lo que había sucedido.

Un año y medio después, a base de ahorrar hasta en saliva, Dreamcast entraba en mi cuarto para darme noches de amor que nunca olvidaré.

Dreamcast: 15 años tiene mi amor

Crazy Taxi

Dreamcast fue una consola en la que viví muchas primeras veces. Había jugado a varios juegos de conducción, pero no me interesaban demasiado —siguen sin hacerlo, de hecho— y aquel desfile de colores chillones, pelos teñidos de verde, camisas hawaianas y punk rock californiano me sedujo desde el primer contacto en un salón recreativo. Tener una conversión pixel perfect en casa era algo que hasta la llegada de Dreamcast era casi una utopía, así que no tardé en lanzarme sobre Crazy Taxi y sacarla todas las horas de juego que pude. Era divertidísimo, velocísimo, y a pesar de sus delirantes niveles de pop-in que a menudo dejaban el taxi suspendido en la nada, era una experiencia satisfactoria como pocas.

Dreamcast: 15 años tiene mi amor

Virtua Tennis

Otro que tal. Ningún juego deportivo me había interesado hasta entonces, pero había algo mágico y difícil de describir en el sonido con el que un Tommy Haas como un toro golpeaba la bola. Recuerdo que jamás le gané un solo partido a mi primo, un maestro en tocar las pelotas dentro y fuera de la cancha, y casi me tomé como una obligación echarle horas al juego para mejorar. Y en el proceso, me volví tan loco con cada uno de sus mecanismos que sin darme cuenta ya mimetizaba el gesto de victoria de Mark Philippoussis cuando aprobaba un examen o cuando llegaba a casa y había lentejas para comer. ¡La cabezas, madre mía!

Dreamcast: 15 años tiene mi amor

Shenmue

Y llegó Yu Suzuki, claro. En esta misma casa y en este mismo artículo colaborativo hay gente que ha jugado más y mejor que yo a ser Ryo Hazuki, pero es justo darle el papel de obra cumbre que se merece. Shenmue fue posiblemente el Ocarina of Time de SEGA, y como tal heredó también algunos de los problemas de la compañía: una vida corta, un destino difuso y una trato un poco injusto por parte de la historia. Shenmue era especial en varios sentidos, pero yo creo que lo que más me impactó fue una ambición y una voluntad de conexión emocional con el jugador pocas veces vista.


…por chiconuclear

Como Pep, yo también me compré una Dreamcast con mi dinero. Una Dreamcast: lo hice cuando la consola estaba ya muerta y enterrada, y después de haber tenido experiencias con ella por amigos y conocidos, en casas ajenas. Una relación a distancia. Mi punto de vista es el de alguien que no vivió con pasión los últimos coletazos de la Sega de las consolas; con todo, recuerdo bastante bien algunas cosas.

Recuerdo, por ejemplo, el respeto extraño que le teníamos todos a los dueños de una Dreamcast. Como si fueran los conductores del OutRun, con su deportivo y su musicote; yo en esa época era muy joven y los videojuegos eran un lujo, pero Dreamcast era un lujo mayor todavía. Ni Majora’s Mask conseguía quitarle a uno la envidia de Shenmue: una envidia muy concreta y muy punzante, muy de otra época. Que la muerte de Dreamcast coincidiera con el cambio de siglo es casi poético. Muchas cosas han cambiado desde entonces. Sobre todo nosotros. Nosotros sí que hemos cambiado.

Dreamcast: 15 años tiene mi amor

Crazy Taxi

Dice Pep que nunca ha «querido revisitar mucho todo aquello, por miedo a la decepción», refiriéndose a Dreamcast. Es comprensible. Hace bien poco, un amigo y yo rescatamos una Dreamcast con unos cuantos juegos; entre ellos estaba Crazy Taxi. Por si los escalofríos al ver desperezarse a B.D. Joe y recoger al primer pasajero con Offspring de fondo no fueran suficiente, confirmar que el mapa, los detalles del control, las mejores rutas y los truquillos que habíamos interiorizado a base de jugar, años atrás, cientos de horas seguían perfectamente grabados en nuestro cerebro fue suficiente para que tenga que meterlo aquí. Inevitable e imprescindible.

Dreamcast: 15 años tiene mi amor

Seaman

O Segagaga, o The Typing of the Dead, o Space Channel 5, o Samba de Amigo, o tantas conversiones de arcades originalísimos y únicos. Si de algo podía presumir la Sega de los últimos años era de estilo: puede que el destino no estuviera de su lado, pero la forma en que exportaron una manera única de aproximarse al videojuego, que combinaba un respeto increíble por el arcade con un estar adelantados a su tiempo que no se ha visto desde entonces, merece ser celebrada. Todavía podemos aprender mucho de Dreamcast. Todavía podemos celebrarla. A ver cuántas pueden decir lo mismo.

Dreamcast: 15 años tiene mi amor

Ikaruga

Ahora soy muy pesado de manera pública con Bayonetta y PlatinumGames; antes de eso, era muy pesado con Ikaruga y Treasure. En privado, con mis amigos. Puedo hablar menos de la versión de Dreamcast que de la de GameCube, pero lo que hicieron los creadores de Radiant Silvergun con este juego es algo no muy común: un shmup vanguardista, elegante, diseñado para la posteridad, infinito. Está en un punto medio perfecto entre los clásicos del género y los más modernos danmaku; jugando a Ikaruga, creándonos un mapa mental de las muchísimas formas en que los enemigos y sus balas se organizan en pantalla, es fácil llegar a un estado mental parecido a la meditación. Recuerdo, ya que nos ponemos nostálgicos, haber usado durante años Ikaruga como medicina en las temporadas más intensas de exámenes. Con pocos juegos soy intransigente; negarle a Ikaruga cualquiera de sus logros me parece una demostración ofensiva de mal gusto.


Esto es todo por nuestra parte; podría haber más, pero eso os toca a vosotros: ¿Cuáles fueron vuestros juegos favoritos de Dreamcast? Uníos a la celebración y contadnos cómo fue vuestra experiencia con la consola de Sega, qué juegos recordáis por buenos, cuáles por malos (hemos estado tentados de meter Kiss: Psycho Circus en la lista), cómo os la comprasteis, en casa de qué amigo pasasteis las horas vampirizando su consola.

E insistimos: Sega, puedes no estar en tu mejor momento, pero fuiste lo suficiente como para que te sigamos llevando con nosotros. ¡Viva Dreamcast!

Imagen: Doctor-G en DeviantART

Dreamcast: 15 años tiene mi amor

Redactor
  1. RBR17RBR

    Grande Dreamcast! Se nos hacen mayores…pero sigo jugando a ella como el primer día(acabo de empezar el primer Shemue con la traducción al castellano hecha por fans maravillosa). Sin duda SEGA se busco acabar así por muchas decisiones estúpidas, pero fue tu culpa bonita!!

    Mis 3 juegos serían

    1-Sonic adventure 1 y 2*
    2-Shenmue 1 y 2*
    3-Phantasy Star Online

    Y debo mencionar Skies of Arcadia que me encanta, y en general todos los Virtua (tennis, cop, striker, fighter…) que para jugar bien solo bien con gente me encantaron y me encantan, gente que viene a casa y nunca tocaron una Dreamcast me pide ponerlos para jugar.

    *A igual que ahora ya no concibimos Bayonetta 1 sin el 2 y que deben ir juntos yo tampoco concibo los Adventure y los Shenmue separados.

  2. Madcore

    Aplaudo amorosamente mientras miro mi Dreamcast, aparcada por que no tengo un cable con el que conectarla a la tele T_T

  3. AMaldito

    Aún recuerdo que la primera vez que vi hablar de videojuegos en las noticias, fue para decir que sega «había muerto». Un doble momento histórico.
    Hoy por hoy, casi parece que la Dreamcast esté más viva que la propia sega.

  4. AMaldito

    ¿Y ni un trocito propio para el Jet Set? ummmm

  5. Guapo, rico y buen Vengador

    Iros al carajo, mira que no acordarse de

    SKYES OF ARCADIA Y POWER STONE.

  6. Ozulone

    Forest, Cave, Mines y Ruins.
    El teclado más machado de la historia. Hablar con bocadillos a los demás y saludarse con la insignia (hecha a mano de tu clan)

    Sonic Adventure
    ¿Qué habrá envejecido mal? Pues como tantos otros del pasado, pero a día de hoy lo sigo rejugando una vez por año. El sentido de «aventura», con esas fases con secretos e insignias por descubrir, nos dieron a mi hermano y a mí el Sonic con el que soñábamos desde Sonic 1: un Sonic con historia, mundos por explorar y con varios personajes. La gente a día de hoy no llegará a comprender el logro que supone diseñar un juego con tantos y tan diferentes estilos de jugabilidad dentro de él. Para mí, juegazo.

    Shenmue
    AMÉN. De esos juegos que traspasan la línea del tiempo. No puede entrar en ningún ranking, es simplemente una experiencia, Shenmue.

  7. Frichis

    POR QUE NO HAY NINGUN PACHINKO EN LA LISTA?

  8. Yorda

    Ojala las consolas actuales fueran como Dreamcast.

  9. Sephirot's blade

    Vaya golpe de nostalgia, y qué manera tan buena de celebrar el ¿15 aniversario? Joder, media vida. Cómo pasa el tiempo.

    Yo, aunque nunca tuve DreamCast, aún soy capaz de recordar lo que sentía cada vez que pasaba por delante de un mostrador con la máquina en modo exposición.

    Luego vino PS2 (para mí, la segunda edad dorada de los videojuegos) y el resto ya lo conocemos :

  10. Héroe

    Recuerdo con cariño una primera toma de contacto con la dc japonesa recién adquirida de un colega mediante una partida apoteosica por turnos al sonic adventure. Poco después de salir en Europa me la agencie. A remarcar, además de todos los clasicazos de SEGA, el apoyo de capcom con ports magnificos de sus arcades 2d y un casi olvidado Headhunter, juegaso.

  11. apache

    Supongo que más que la consola en sí (que también), lo que pegó fuerte de la consola fue la edad intermedia a la que muchos que todavía la recuerdan con cariño, la jugaron. Yo viví eso pero con Game Cube, y se bien a qué os referís 🙂

    dicho esto, vivan las viejas glorias y feliz cumpleaños Dreamcast!

  12. landman

    Mis fetiches son PSO, Shenmue, Power Stone y uno que no se ha mencionado, ECCO the Dolphin Defender of the Future, juego que compré una tarde de agosto, de un día que no había dormido, y que cuando empecé a coletear con el delfín por la superficie de esa bahía, esas imágenes, esa música, y el sueño, me impactaron de una forma casi tóxica. Después descubrí un juego difícil pero gratificante, y con una historia y acabado muy impresionantes.

    Todo lo demás en la consola, viciadas con amigos a Power Stone, Soul Calibur, Marvel vs Capcom, Chu Chu Rocket, Project Justice Rival Schools, Street Fighter III 3rd strike, Dead or Alive 2, MVC2, Power Stone 2, Quake 3 Arena o Unreal Tournament.

  13. Pep Sànchez

    @landman

    Yo también tengo muy buenos recuerdos de ECCO: fue el juego con el que estrené la VGA Box para Dreamcast y fue un salto generacional dentro de un salto generacional. En su momento me me impactaron mucho los gráficos del juego.

    Lástima que la saga ya había decidido que los finales de mierda fueran una seña de identidad.

    @v

    Esos dos podrían estar fácilmente en los puestos cuatro y cinco de mi lista. No tiene sentido que Capcom no haya seguido con Power Stone. Me gusta bastante más el original por ser más simple, más arcade, pero hoy se podrían hacer cosas maravillosas con las ideas que tenían esos juegos.

  14. rotoso

    Creo que la primera vez que vi una Dreamcast en marcha fue con las tetas bamboleantes de Taki en la peaso tele de 23″ del Happy Hobby, el video(juegos)club que frecuentaba entonces.
    Ahí empezó la revolución de las tetas en los juegos! 😀

  15. Hank_Chinasky

    Yo me la compré de importación recién salida en Japón, y la versión Europea también cayó de salida. No hay nada más que disir.

  16. Selinkoso

    2001, quinta consola que tocaba, mis manos se habían puesto intensamente sobre el NES, Super, Play y Genesis en ese orden, soy muy joven. Inicio de secundaria. Ningún conocimiento de las futuras consolas que se avecinaban, Play 2 o Gamecube existían en la mente de muy pocos jóvenes de mi país, las revistas de videojuegos eran muy caras y de difícil comprar en las tiendas. Igualmente que pinjed, no existían las chicas en el objetivo cercano, tal ves empezaba a soñar con un Nintendo 64, pero eso en un termino de 5 años.

    Iniciando la escuela empezamos a organizar un trabajo final de historia en el que teníamos que hacer dibujos de los eventos de independencia, yo era un dibujante respetado por mi clase, así que se pelearon para que fuera el lacayo del grupo. Un amigo que mis padres conocían y conocían a sus padres y que tenia dinero me escogió utilizando sus influencias, yo lo detestaba, pero mis padres me obligaron a participar con el.

    Para reunirse con el no podría venir a mi casa, me apenaba, no teniamos por aquel tiempo puertas de acceso a las habitaciones. Así que los compañeros quedamos comprometidos en ir a la literal mansión de aquel. Luego el tercer compañero me comento, bien!! podemos jugar a la play si acabamos. Cuando nos mostro su habitacion alli estaba, UNA SEGA DREAMCAST , con Sonic, jet set radio, un juego de max steel, un juego de carreras de Looney Tunes, y el mas Phantasy Star Online.

    Los padres del engreído, obeso y fastidioso compañero nos dieron mucha comida, iniciamos las labores y nos dividieron las tareas, yo la mayor parte, lo hice lo mas rápido posible y luego al acabar, aceptando que me iba a mi casa el hermano mayor del susodicho me invito a jugar. BOOOM mi cabeza explotaba literalmente, solo en una casa de ensueño, con una consola de semejante categoría, con stick, nunca habia jugado asi. Inicie con el de carreras, luego sonic y el hermano me conecto la tarjeta de memoria con pantalla liquida. Recuerdo haberlo dicho: Esto funciona asi? como una calculadora?, el maldito sonrio y vi lo que se podia hacer. INIMAGINABLE.

    Durante el resto del año comprendí muchas cosas, la opulencia, la desigualdad económica de las familias de mi país, y sobretodo la hipocresía de seguir siendo amigo de alguien, tan joven y aguantando tanto por tan solo jugar en aquel lugar. No recuerdo a nadie que también la tuviera. Alcance a pasar Crazy Taxi, fue el que me enamoro, su control aun lo añoro. Pero lo que mas recuerdo es que allí, con esas malas intenciones acabo mi niñez, por una consola con la que tecnologicamente nadie a vuelto a golpear tan fuerte. Feliz Cumpleaños.

  17. METALMAN

    Es por estas cosas por lo que nada más encender el ordenador visito Anait. Joder, que grandes.

    Seguero a muerte y convencido usuario de Dreamcast y de su importancia: El arcade más potente de su momento en versión casera. (Las mejores 39.000 pelas que he invertido en mi vida).

    Yo sigo utilizándola habitualmente, y su potente espíritu arcade sigue siendo válido hoy en día.

    Lo dicho: muy grande!

  18. Pauvlychenko

    Christian se ha ganado mi corazón mencionando Soul Reaver y Soul Calibur. De Dreamcast destaco (aparte de esos 2), los Shenmue, Crazy Taxi y los Sonic Adventure.

  19. nu_kru

    Solo diré jet set radio, y que anaitgames era mas elegante cuando tenían a Gum en la portada

    Spoiler:

    pd: me compré una xbox solo para jugar al jsrf

  20. Happy Cat

    Recuerdo que en mi pueblo había una tienda que vendía y alquilaba videojuegos. Mi grupo de amigos y yo solíamos pasarnos por ahí todos los días porque además tenían una consola de cada enchufada a la tele y por 100 pesetas podías jugar media hora al juego que quisieras.
    Recuerdo que un día llegamos y había una consola nueva, blanca, pequeñita y con una espiral roja. La dependienta estaba jugando al House of the Dead. Desde ese día Dreamcast pasó a ser nuestra consola favorita. Cuando la consola por fin salió en España mis padres se negaron a comprármela
    -Pero si ya tienes una.- Me decían.
    -Tengo dos, también la Game Boy.
    – Esa es nuestra. – En realidad fue un regalo a mi hermano mayor pero la llegada del Tetris ancló esa consola al baño de mis padres. Mi madre, más tarde, me confesó que cuando cerraba los ojos veía fichas del Tetris caer eternamente.
    A lo que iba, que me pierdo. Mis padres se negaron a comprármela en una especie de complot colectivo ya que ninguno de mis amigos consiguió convencer a ningún padre. Pero teníamos un plan.
    Ahorramos las pagas semanales de los cuatro más habituales de la tienda y compramos un mando adicional y una Memory Card para la DreamCast. Así podíamos irnos a viciar todos los días sin problemas y podíamos guardar nuestras partidas. Además el mando adicional nos permitía echar vicios masivos al Power Stone.

    Ahora después de este tochaco que nadie se va a leer, el top de juegos:

    – Sonic Adventure. Porque fue el primero al que jugué. Por hacerme perder cientos de horas en el sitio ese de los Chaos, donde el japonés me hacía imposible saber que coño tenía que hacer.
    – Crazy Taxi: Creo que me descubrió el punkrock americano fuerte y directo a la vena.
    -Power Stone: Seguramente el primer juego de multilocal que me hizo adorar el concepto colegas+sofá.

  21. hall9000es

    Power Stone, Rival Schools, Skies of Arcadia o los inicios de la serie NBA 2K. Dreamcast nos hizo tener una recreativa a los cuatro mataos que disfrutamos de esta joya.

  22. ikky

    En aquella epoca era gordopecero, y me viciaba a Vampire; the masquerade: Redemption como si no hubiese un mañana. Pero en un cybercafe al que asistia tenian una y practicamente la podiamos usar por la patilla, asi que le eche bastantes horas al Soul Calibur. me parecia fascinante su fluidez, su encadenar golpe tras golpe y el sonido de las espadas, casi como si de un instrumento musical se tratase. Soul Calibur me descubrio que habia vida en los juegos de lucha mas alla de Street Fighter…y aun tiene junto al titulo de NAMCO un hueco en mi corazon (y posteriormente en mi estanteria, para GAMECUBE).
    Tambien quiero reseñar que flipaba con las posibilidades del pequeño gadget con pantalla que acompañaba el mando de la defunta maquina de SEGA. Imaginaba juegos en los que la diversion no acababa cuando apagabas la consola, retos y mensajes que podian llegar a tu bolsillo en algun momento inesperado… pero claro, tambien fantasee con las posibilidades de Kinect, con las de Move, y hoy en dia con las del tabletomando de WiiU, pero parece que no hay ganas de innovar…

    D·E·P·

  23. chicoxin

    Madre mía! todos los cd-demos de la revista oficial, el rush 2049, el uefa dream soccer, soul river, skys of arcadia, sega rally… POWER OF STONE!! este juego era mucho mejor que el smash bros de la época.
    Poder usar la consola como reproductor de musica, el mando! con sus 2 slots de memoria, la memoria con pantallita para seguir viciando rollo gb XD

    La mía aguanto un montón y murió con honores cuando después de muchas chapuzas ya solo reproducía los discos si la ponía boca abajo.

  24. Koldo Gutiérrez

    No Jet Set Radio, no party. 🙁

    He de reconocer que, como Nintendero radical que era entonces (es lo que tenía haber sobrevivido a la N64), miraba con cierto menosprecio a la DreamCast, pero en el fondo era auténtica envidia cochina. Por eso un colega me tuvo que prestar varias veces la consola para pasarme Jet Set Radio, Shenmue y algún otro.

    Siempre me llamó la atención que en su poco tiempo de vida diera lugar a tantos juegos cojonudos, pese a no contar con el apoyo de muchas grandes compañías y la alargada sombra de la PS2 sobre ella.

    Pero, como suele decirse, la luz que brilla con el doble de intensidad dura la mitad de tiempo. Descanse en paz.

  25. chicoxin

    PD: alguien recuerda el nombre de un juego que era en vista isometrica donde podías escoger entre ser un guerreo celta, un mago, un arquero o nordico… no recuerdo mucho mas pero me encantaba xD

  26. Lokewen

    15 años!? joder, que vieja soy…. y que recuerdos de consola, para mi, siempre sera de las que mas llenaron mi corazon de viciada <3

    Recuerdo haberla jugado un año antes de que saliera, gracias a que una tienda de videojuegos la habia adquirido y podiamos jugarla, sin memori card y en japones...comence tantas veces el Sonic Adventure en ese idioma que cuando lo trajeron aqui, aborreci el ingles con toda mi vida. Tambien habia jugado a uno de Godzilla luchando contra otros Kaijus en una ciudad, todo muy trospido.

    Tuve bastantes juegos (teniendo en cuenta de que solo los recibia en mi cumple y en navidades, hoy en dia me parecen una cutrez) asi que me resulta dificil elegir los que mas me marcaron...

    Sonic Adventure 1 y 2
    Shenmue 1 y 2
    Y por variar, el Camcom VS SNK, con el que tantas partidas echamos mi hermano y yo <3

  27. Epetekaun

    Yo compré una Dreamcast con dos mandos, una memory y los juegos SFIII Double Impact, RE Code Veronica y Virtua Tennis, por unos 120 euros. Estaba medio abandonada en una esquina del escaparate de una tienda de electrodomésticos, cogiendo polvo. Era la época del declive de la consola, en la que todavía se podían encontrar juegos nuevos a muy buen precio.
    Mis juegos favoritos fueron SFIII Double Impact, SFIII Third Strike, SF Alpha 3, Capcom vs SNK, y todos los KOF que cayeron en mis manos, también ese inmortal Soul Calibur . Pero hubo mucha maravilla aparte de juegos de lucha, como los Shenmue, Sega Rally 2, Metropolis Street Racer, Daytona USA, 18 Wheeler, Virtua Tennis 1 y 2, los Sonic Adventure, y un largo etc.
    Una de las mejores consolas de la historia, inolvidable para los que lo disfrutamos (y de vez en cuando lo sigo conectando a una pequña tele de tubo que conservo).
    Si me tengo que quedar con uno…… lo siento soy incapaz de elegir uno solo, es imposible.

  28. Égida

    MFW nunca he tenido una consola de Sega 😥

  29. molekiller

    Recuerdo tener decidido no comprarla, pero poco duró la cosa, cuando vi en un canal francés de videojuegos el Soul Calibur la suerte estaba echada… y cayó esas mismas navidades. Por nombrar alguno diferente, el RE:Code Veronica, el primero con escenarios 3D, y que por argumento es el auténtico RE3, no la cosa aquella de Némesis… El último gran Resident Evil para mi.

    Por otro lado lo único que pueden hacer los señores de Nintendo o Microsoft para que les compre una consola esta generación es darle algo de financiación al señor Suzuki ya sabemos para qué… qué cojones, con un remaster de los dos primeros casi que ya bastaría…

  30. Gegr is Win

    Forest, Cave, Mines y Ruins.

  31. GregorSamsa

    Joder, he soltado una lagrimilla y todo. Qué de recuerdos! Have you seen any sailors around here?

    https://www.youtube.com/watch?v=rccW9Tig6_Y

  32. Starktech

    Que nadie recuerda el Metropolis Street Racer, tremendo juego!!!

  33. Cooper

    No sé muy bien como decir esto, pero lo cierto es que nunca logré ahorrar lo suficiente. Entré en un centro comercial abarrotado, y me dije «de aquí no me voy sin mi Dreamcast». Nunca antes (o después) había robado nada en mi vida, pero no concebía mis días sin The house of the Dead 2, Crazy Taxi, Sega Rally 2 o Sonic Adventure. En fin, muy loco todo.

    Yo me quedaría con Shenmue 1&2, Code Veronica y Panzer Dragoon Saga.

  34. Yipee

    Mi experiencia con Dreamcast es mucho más parecida a la de Víctor que a la del resto: Yo también fui uno de esos que, con su Nintendo 64 bajo el brazo, miraba a los poseedores de Dreamcast con una especie de veneración inexplicable; como si por tener una consola que, reconozcámoslo, era mucho más bonita que la negra de Nintendo, nuestra street cred quedara automáticamente por los suelos.

    Mi primer recuerdo es, como el de @pep_sanchez, aquel impresionante momento de la orca en Sonic Adventure -que ya me había llamado mucho la atención en aquel mítico programa D.O.F. 6 de Canal C-. Mi primer contacto, eso sí, fue con Resident Evil: Code Veronica, en un Corte Inglés en el que me dediqué a pasarme tropecientos juegos por no poder permitirme más «maquinitas»; y lo que más me llamó la atención de la consola no fue nada de eso, sino la Visual Memory Unit que me dejó la cabeza medio loca cuando la vi funcionar independientemente la primera vez.

    De todos modos ha habido muchos juegos distintos de la consola que, por A o por B, han acabado asentándose igualmente como grandes: Crazy Taxi o Virtua Tennis, por ejemplo, se convirtieron en imprescindibles en mi salón recreativo, en esos dos a los que siempre había que jugar y con los que siempre me lo pasaba bien. Con el primero fue, de hecho, con el que comenzó a picarme fuerte el gusanillo del punk-rock, con las injustamente olvidadas canciones de Bad Religion; grupo que quizás llamase menos la atención que Offspring, pero que era -como se vería más adelante- mucho mejor.

    Feliz aniversario, Dreamcast. Tus amigos y amantes en la sombra no te olvidan.

  35. Sams

    @nu_kru dijo:
    Solo diré jet set radio, y que anaitgames era mas elegante cuando tenían a Gum en la portada

    Spoiler:

    pd: me compré una xbox solo para jugar al jsrf

    JOOODER siempre pensé que era un Link afeminado como reclamo sexual a los nintenderos.

    Acabas de despejar una incógnita muy grande de mi vida.

  36. uroboros

    Si SEGA no hubiese desaparecido de escena, me pregunto que clase de consola hubiese desarrollado en esta generación. Desde mi Megadrive, hasta mi ultima experiencia con Dreamcast todo lo que hizo SEGA me pareció puro amor.

  37. ProggerXXI

    :__________) os habéis acordado de mi amor. ¡Ay!

  38. TopoSoft

    Y Ulala, los Power Stone, esa sensación inigualable de tener una recreativa en casa, el Crazy Taxi con los Offspring a toda hostia… Amo los videojuegos en gran parte debido a esta consola. Es la única para la que hice cola la noche del lanzamiento en el Centro Mail de la Calle Preciados (hoy Game). Snif : ‘ )

  39. Madcore

    @jhon117 gracias por el enlace!!!! Corro a prostituirme para poder comprarlo.

  40. jhon117

    @madcore
    te recomiendo esa pagina, cuantos problemas de cables me quita de encima xD pq conectar por antena no es bueno para mi salud mental

  41. landman

    @agente_cooper
    Me parece que se le ha colado ese Panzer Dragoon ahí agente 😮

  42. Cooper

    @landman
    Jajaja es verdad, estoy chocheando. Mi querida Saturn T_T

  43. Fire Emblem

    deberiamos hacer una lista con quien se compro la ps2 a precio de jeque con TTT y Fantasia en vez de Dreamcast y su pedazo de modem en europa xd

  44. V0id

    ¿Que soul calibur no ha envejecido bien? Gráficamente creo que el mejor de su época. Y que siendo 3d en aquel entonces fuera tan rápido, tan fluido… Es algo que sigue siendo una gozada de jugar.

    Por mi parte el flechazo fue Jet Set Radio sin duda alguna. Nunca he vuelto a tener esa sensación tan soplamentes con ningún otro juego. Los gráficos, el estilo, la actitud, LA MÚSICA.

  45. kei

    Yo si tengo que hacer un top 3: Soul Calibur, Virtua Tenis y Power Stone! Y me dejo cosas fuera como el Crazy Taxi, el Phantasy Star Online o el Jet Set Radio. También jugué mucho al Toy Commander pero creo que ese sólo lo voy a recordar yo con buenos ojos 😆

  46. Cybercalamar

    Yo nunca tuve la Dreamcast pero, como todos, oí hablar de ella como quien escucha a un bardo cantar leyendas. La única vez que la probé fue en el (recién abierto) cyber de mi pueblo, donde la tenían preparada con dos mandos y el House of the Dead 2. Un compañero del colegio y yo nos acercamos una tarde y no nos fuimos hasta que nos lo pasamos. Fue genial. Yo ya había jugado a una demo de PC que tenía (de la Micromanía, probablemente) pero me fliparon los gráficos igualmente (quizás porque yo en casa ni tenía Voodoo ni tenía nah). Si no recuerdo mal fue la época del Resident Evil 2 y del Quake III Arena. Madre mía, qué tiempos aquellos.

    El Soulcalibur también me enamoró, pero a este lo jugué en su versión de recreativa.

    Ah, y no me quiero ir sin hacer antes una declaración: el Resident Evil: Code Verónica es un truño (lo jugué en PS2). El Némesis era peor que el 1 y el 2, pero mejor que el Code Verónica sin duda :emo:

  47. Trukers

    Cuando fuía casa de mi amigo David, (más allá de la anecdota del ENERGY (contraseña para pasar a la siguiente sala del «Dino Crysis») y pudimos navegar por internert ESA PRIMERA VEZ con la dreamCAST, me sentí como Stanley Kubrick filmando the Shining y estrenando su radiante Steadicam

  48. AdrianXunkeira

    Creo que es con diferencia la consola con mejor catalogo de la historia respecto al tiempo que estuvo en el mercado. Yo tambien la tuve en su momento y no me podia creer que la gente corriese a lanzarle su dinero a Sony por su reproductor de DVDs carisimo y ni Dios comprase esta maravilla plagada de juegazos.

    Dos de los mejores RPGs de la historia como Skies of Arcadia y Grandia 2, navegar por internet y juego online cuando el telefono pitaba para conectarse a internet, las recreativas de Sega en casa, un Resident Evil exclusivo, lo puto Shenmue, Bleemcast + Tekken 3 + Gran Turismo 2 + Metal Gear Solid, Gulty Gear X, Metropolis Street Racer…

    Te quiero Dreamcast, me hiciste muy feliz :3

  49. Hermes_83

    Esto se merece unas lineas contundentes más allá del mero post: http://www.anaitgames.com/usuarios/hermes_83

  50. J4cK

    Voy a contar mi experiencia:

    Yo nunca he sido un fanboy de las consolas, he sido mas de PC desde que jugué al Wolfenstein 3d siendo un crío, pero no obstante, crecí con las consolas ademas del PC y mas precisamente con las consolas de nintendo, a las cuales no les guardo ningún cariño.

    La principal razón de esto es la Megadrive, en plena época, yo tenia snes y tenia varios colegas con megadrive y por una razón que no alcanzo a entender, siempre me ha gustado mas sega, hasta el día de hoy, cuando iba a la casa de mis amigos, alucinaba con Sonic, Comix Zone, Out run y compañía, es difícil de explicar, pero siempre he considerado que Sega tenía mucha mas «majia» que nintendo y sufría por no poder jugar los titulos de megadrive en mi casa.

    Pasaron los años y por distintas razones, nunca pude tener una consola de Sega, hasta la llegada de Dreamcast, la primera y única consola que he tenido de Sega y es una de las maquinas con las que he pasado mis mejores momentos consoleros, pero de lejos.

    Cuando la tuve en mis manos, sentí una emoción y una ilusión que no he sentido jamas por ninguna otra consola, la posibilidad de tener una maquina de Sega despues de tantos años fue como reivindicarme y volver al bueno camino, camino que siempre estuvo frente a mis ojos, pero al que nunca podía cruzar, fue sencillamente algo mágico y que ha marcado mi vida como jugon, recuerdo como si fuera ayer cuando la estrene ese gran año 2000 con Sega Rally 2, Jet Set Radio, Kof 98, Marvel Vs Capcom 2, Resident Evil 3 y Sonic Adventure.

    Por cierto, es un año que recuerdo con mucho cariño, no solo por haberme agenciado una Dreamcast, si no por los pedazos de juegos que llegaron a PC ese año, Joyas de la talla de Deus Ex, Baldurs Gate 2, Thief 2 o Diablo 2

    Una de las principales razones de mi amor por la ultima consola de Sega, es que siempre he sido un entusiasta de los arcades y los juegos de lucha y Dreamcast tuvo en su época un catalogo de juegos bestial y el mas completo del momento, con conversiones prácticamente perfectas (y mejoradas) de los arcades de lucha de la época, entre los que destaco Kof98, Kof 99 Evolution, Soul Calibur, Marvel vs Capcom 2, Street Fighter Zero 3, Street Fighter 3 y el alucinante Capcom Vs Snk 2, ninguna otra consola podía ofrecerte algo semejante en su momento y claramente por los titulos mencionados, fue una maquina adelantada a su época.

    Siempre me he sentido desafortunado, por que, despues de tantos años, cuando por fin conseguía tener una maquina de Sega, esta se convirtió en su ultima consola.

    Esta ha sido de lejos, la consola que mas he disfrutado y a la que mas horas le he metido junto con la primera PSX.

  51. Héroe

    Dreamcast, la consola de la gente buena.

  52. FoxxMulder

    ¿Y Metropolis Street Racer?. Esa Banda sonora era increíble, especialmente algunas canciones como Club París…

    http://youtu.be/hMqQHaSL04M

  53. Christian Olivares

    @v0id dijo:
    ¿Que soul calibur no ha envejecido bien? Gráficamente creo que el mejor de su época. Y que siendo 3d en aquel entonces fuera tan rápido, tan fluido… Es algo que sigue siendo una gozada de jugar.

    ¡Eh! No digo que no haya envejecido bien, digo que no ha envejecido TAN, TAN bien como algunos creen. Son ya muchos años encima y a estas alturas algunas cosas técnicas que entonces pasábamos por alto ahora ya cantan demasiado, es normal. Eso no quita que siga siendo la polla. Por algo lidera mi top 3.

  54. Harukiya

    15 años ya? queda poco para que me la pueda follar sin remordimientos.

    Yo la pille cuando ya no salian ni juegos y intente jugar a todos los TOP pero no lo consegui…tenia muchos.

  55. RoNiN

    Yo me compré una Dreamcast de segunda mano en un blockbuster por 60 euros. Creo que fue la mejor compra en muchísimos años.

    Ya sólo con el nombre y el logo se veía que era especial.

  56. alraunen

    Amor puro y duro, yo me la compre tarde pero fue la primera consola que me dejo el culo partido «en plan» wow menudo salto generacional no solo por los gráficos sino por todo lo que aportaba, internet, un mando salido del espacio, memory card con pantalla…

    De vez en cuando si el lector me deja sigo jugando especialmente al Street Fighter Alpha III y al Tony Hawk 2 (la mejor versión con diferencia)

    Es una pena, pero llegará un día que mi consola morirá y no se si tendré espació en mi corazón para sustituirla 🙁

  57. Onishima

    Y el puto jet set radio?

  58. Majere

    Zero Gunner 2. Gloria bendita.

  59. el_adri2020

    Yo nunca la tuve, aunque probablemente haya jugado más a ella que a otras consolas que si he tenido. Eso si mi estreno tampoco fué para tirar cohetes, Dynamite Cop 2 de importación. Después de probarlo tenía más ganas aún de probar el primero para saturn. Pero inmediatamente después le metimos caña a The house of the dead 2 y ahí si que lo flipamos. Otros a los que jugué mucho así de primeras fueron Zombie Revenge y Blue Stinger un survival horror con patadas y hadas azules voladoras, cómo no ibamos a flipar con dreamcast! Uno del que nadie se ha acordado y es lo mejor es Sega Rally 2, y luego ya todos los clásicos, incluyendo Headhunter otro juegazo adelantado a su tiempo. Nunca la compré porque dos buenos amigos la tenian y cuando no tenia en mi casa la de uno tenia la del otro. Supongo que ellos estarian sacudiéndose la sardina mientras, si no, no lo entiendo.

  60. Meromaru

    Yo venia aqui a mencionar el Maken X, porque nadie lo mentó y molaba.

    Aunque mis primeros recuerdos de DC fueron jugando al shenmue, dia si y dia tambien, sin haber compado aun una VM, hasta que me iba a domir. Y al dia siguiente más, como el dia de la marmota.

  61. Draeter

    Tengo grabado a fuego el momento de entrar a casa de mi primo y ver la consola en el suelo y a mi primo con ese mando rarisimo en las manos. Fue encenderla con el sonic adventure y se me cayeron los cojones al suelo, yo era de NES, SNES y N64, pero veia los dibujos de sonic y se me pusieron los ojos como platos. Una gran lastima la historia de esta consola, ojala hubiera mantenido a sega en el mercado de las consolas.

  62. JorgeLi

    Buenísimo el articulo. Además este verano me compre una Dreamcast y estaba mirando juegos para pillarle a parte del «Crazy Taxi» que ya tengo y el «Shenmue»

    Llamadme loco por pillármela años más tarde, pero es que de pequeñito la quería y esta fue una gran oportunidad a un precio razonable. 😀

  63. mrppv

    creo que ya se ha dicho, NO JET SET RADIO NO PARTY. Para mi gusto,uno de los juegos mas divertidos de todos.

  64. Mandanga

    En mi caso la adquirí en el lanzamiento japonés y me tocó ir a pelearme con los de Aduanas en un cuartucho de mala muerte, con mi DC y varias cosas más en su mesa. Pero al final regresé a casa con mi consola japonesa y sus juegos de lanzamiento jeje.

    Solo cabe decir que jugar Shenmue en las navidades de 1999 fue de lo más épico.

  65. Prezades

    Me la compre al final de su vida,cuando la rebajaron de precio. Consolaza.

    Mis 3 favoritos son:
    1Phantasy Star Online
    2Jet Set Radio
    3Shenmue

  66. Zander

    Yo solo paso para comentar que compre esta maquina casi de salida…y me senti estafado.esperaba juegos ORIGINALES,no versiones de cosas que podia jugar en cualquier local de recreativas…
    Solo Shenmue,Skyes of Arcadia,Jet Set radio y Resident Evil:Code Veronica justificaron la compra.
    Me deshice de ella para recuperar mi playstation 1….
    Adelante,caguenme a negativos,hijoeputas!!.

  67. SIMEVIESEMIMADRE

    La mejor consola que he podido tener… Power Stone, brutalidad de juego por favor! Soul Calibur, eso si que fue un salto generacional y no lo de ahora… y el Metropolis Street Racer, Bizarre Creations en estado puro, Kudos Kudos y más Kudos! Que gustazo de control, aunque los coches no tuvieran reflejos, eran impresionantes sus gráficos, conducir por Tokio a toda ostia joder!

    Después de ella han seguido pasando consolas, pero la emoción que viví el día que conecté por primera vez la Dreamcast a la tele y jugué al Soul Calibur no se ha vuelto a repetir.

  68. Hermes_83

    @zander Pues te voy a dar el positivo, pero porque me ha hecho gracia la troleada descarada que te has marcado hijueputa xD

  69. mrppv

    a dia de hoy jugar con la dreamcast conectada por VGA es un vicio de lo bien que se ve

  70. David Gámiz Jiménez

    ¿Ser imparcial? No podría. Después de tanto tiempo jugando a videojuegos. Ya con la edad que gasto… solo puedo decir que hablar de SEGA o de cualquiera de sus obras, es para mi pura nostalgia. Sueños.
    Dreamcast llego tambien ha mi con mi primer dinero ahorrado en condiciones. Se la compre a un buen amigo de segunda mano, si no recuerdo mal por 10.000 pesetas. Antes había podido jugar a ella en casa de varios amigos.
    Pero el placer de tenerla para mi, fue demencial. Con cada juego que pillaba mas flipaba. Y llego Shenmue. Esto lo cambio todo, era el juego.
    Antes por supuesto cayeron en mis manos y mis retinas, Soul Calibur. Belleza pura. Maestria.
    Los Crazy Taxis, Virtua Figther, F355… ARCADE y consola fusionados en una cosita blanca con espiral azul.
    También me iba comprando las revistas y probando y degustando las demos.
    MSR… ains! 😀
    Headhunter… dios!! Musicon!
    Shenmue 2!! lavin compae!! 😀
    Total… es la consola… no… Sega Saturn tardía también para mi lo es.
    Es simplemente SEGA.
    Dios salve a SEGA y todas sus IP clásicas.
    Ese saber hacer juegos para los niños de los 80 y 90… hijos nosotros la mayoría de ellos…
    Hacer juegos y jugar a juegos… ni películas ni pollas…
    Ahora todo es diferente… mejor? no se. Diferente.
    Pero arrancar un juego de SEGA de la época y jugarlo… me da igual: Mega drive, Master System, Saturn, Dreamcast…
    COÑO tiene un MAGIA un NOSEQUE que no lo encuentro hoy dia, solamente en algunos juegos contados y cada vez mas en el mundo indie. 🙂
    Ala a seguir dando caña señores!! 😀
    Ou yeah! 😀

  71. JoseAndCardona

    Dreamcast es y será mi videoconsola favorita. Fue breve pero intenso. Como los buenos polvos.
    La primera vez que leí algo sobre ella fue en la Hobby y no dudé en comprarla (en realidad mi padre se gasto las 40.000 pelas) para navidades. Mi primer juego fue Sonic Adventure y joder que horas le metí.

    Para mi los juegos que hay que tener por obligación son:
    -Shenmue I y II
    -Sonic Adventure
    -Jet Set Radio

    Pero es que la máquina de SEGA no se quedó corta la muy joputa. Fueron dos años repletos de lanzamientos:
    -Power Stone I y II
    -Dead or Alive 2
    -SoulCalibur
    -Phantasy Star Online
    -Sonic Adventure 2
    -Virtua Tennis 1 y 2
    -Crazy Taxi
    -Toy Commander
    -Skies of Arcadia
    -Headhunter
    -Metropolis Street Racer…

    Ya paro.

  72. SMT, plz

    @onishima dijo:
    Y el puto jet set radio?

  73. R_Zahn

    yo me quedaría con todos los VS y el Shenmue.

  74. coolpix

    Aqui nadie dice nada de Bleem para Dreamcast? xD.

    Para miticos de verdad, por lo que dieron a posteriori en otras consolas, MSR, la de horas que le eche ganando Kudos a ese juego, puta maravilla. Y el primer NBA2K, acostumbrado a las bazofias baloncestisticas que pululaban por ahi, ese juego era un absoluto dios.

    Recuerdo cuando se comenzo a piratearla, lo facil que era para todos, eso creo que fue su golpe de gracia…

    Eterna Dreamcast, aun sueño con que un dia me levante y Sega decida volver al hard y reventarse a la mierda consolera que pulula hoy dia por nuestros lares.

  75. Sephirot's blade

    Acabo de buscar un vídeo de SEAMAN, y madre mía qué grande era ese juego. No lo conocía! SEGA, una vez más, adelantada a su tiempo.

    Aquí os dejo una muestra: http://www.youtube.com/watch?v=g9LYpZNerio
    Es muy grande xDDD