» AnaitGames » Noticias » Ya está disponible en PC Deiland, el juego español en el que tenemos que cuidar un pequeño planeta

El principito

Ya está disponible en PC Deiland, el juego español en el que tenemos que cuidar un pequeño planeta

por , 10 de agosto de 2018 a las 11:00 - PC, PS4

Hace unos días una profesora de primaria me comentaba que valoramos muy poco los tamagochis. En su opinión, un juego que demanda cuidados y atención, pero que no entrega nunca puntos ni otros elemento que alienten la competición, es ideal para trabajar la empatía con los más pequeños. Algunos simuladores también tienen esa cualidad, pero son pocos. Cuando la recompensa por la dedicación es dinero, el capitalismo sustituye a muchas de las buenas intenciones que podríamos tener. Hay que cuidar el mensaje que podemos transmitir, tanto como cuidamos el diseño o las mecánicas. En Deiland, el juego español que llega hoy a PC, son muy conscientes de ello.

Ambientado en el planeta más pequeño de todos y protagonizado Arco, el príncipe más joven, Deiland es un RPG de aventuras que cuenta la historia tras la búsqueda de los cristales mágicos. A la vez, es un simulador que nos animará a cuidarnos a nosotros mismos y a nuestro minúsculo entorno. Mediante la pesca, la búsqueda de minerales, la cocina, la fabricación de objetos y la elaboración de pociones, Arco podrá interaccionar con su entorno y definir cómo es el planeta que le rodea. Se trata de un juego tranquilo y agradable que cuenta con un modo historia con más de 100 misiones diferentes y varios personajes —entre los que encontraremos mercaderes y exploradores— que no dudarán en visitarnos.

Detrás de Deiland encontramos a Chibig, un pequeño y experimentado estudio interesado de manera especial en crear juegos para niños. Para financiar Deiland, el equipo puso en marcha una campaña de Kickstarter que triplicó su meta inicial y consiguió todas las extras. Inspirado por Stardew Valley, Harvest Moon y, como es evidente, El Principito, Deiland promete horas y horas de calma y diversión en un colorido y precioso planeta, suspendido en medio de ninguna parte.

Nuestro compañero Fran ya tuvo oportunidad de probar el juego el pasado marzo cuando se estrenó en PS4 y del título destacaba que era un juego de supervivencia pero sin los agobios propios del género. En sus palabras:

Como introducción a los juegos de gestión, el proyecto de Chibig tiene grandes cualidades: tiene una mecánica delimitada y muy clara, sabe contenerse en un género donde es especialmente fácil caer en los excesos y los tropiezos de diseño. En lo artístico no necesita echar mano de artificios técnicos ni estridencias de estilo para agradar a los sentidos con un apartado visual sólido y razonablemente bonito y una banda sonora que toma mucho partido en la experiencia sin canibalizar el resto de facetas, resaltando e iluminando ese matiz emocional y sensible del juego.

Lee el análisis completo aquí.

Deiland ya está disponible para PC PS4.



Comparte este artículo:
Comentarios (5) Escribe el tuyo Ir ↓
  • Motimon
    Motimon Motimon, 10/08/2018 @motimon, Principiante Offline
    "Hace unos días una profesora de primaria me comentaba que valoramos muy poco los tamagochis. En su opinión, un juego que demanda cuidados y atención, pero que no entrega nunca puntos ni otros elemento que alienten la competición, es ideal para trabajar la empatía con los más pequeños. "

    Ojala hubiese sido mi profesora y no el imbécil que lo fue : (

    Mi problema con estos juegos sin embargo suele ser el contrario, lo que comentas después, siempre me parece que hago todo por puro egoismo y se acaban convirtiendo en un rusheo para mejorar todo. Me explico, no planto árboles o alimento vacas por empatía o bondad, lo hago porque quiero leche y madera para poder construir un gallinero para tener huevos y poder hacer un restaurante de tortillas con el que comerciar con npc 1 y pillarle hierro para hacerme una destileria clandestins y usar el alcohol para. . . Al final me agobio y lo dejo (si, estáis ante una persona a la que el animal crossing, el harvest moon, los sims y el stardew valley les produce agobio) con este, aunque es precioso, tengo la sensación de que acabaré igual.
  • jk_eye
    jk_eye jk_eye, 10/08/2018 @jk_eye, Principiante Offline
    Skin con Goku y Kaito para antes de ayer.
  • kamelot666
    kamelot666 kamelot666, 11/08/2018 @kamelot666, Principiante Offline
    @motimon
    Prueba el factorio. Va de extraer recursos para salir de un planeta y en el proceso defenderte de la fauna autòctona que se revela por andar contaminando su mundo. Quizás si la premisa te aleja de la empatia desde el inicio te sirve de terapia de choque.
  • ghostpredator95
    ghostpredator95 ghostpredator95, hace 9 horas @ghostpredator95, Principiante Offline
    @motimon dijo:
    "Hace unos días una profesora de primaria me comentaba que valoramos muy poco los tamagochis. En su opinión, un juego que demanda cuidados y atención, pero que no entrega nunca puntos ni otros elemento que alienten la competición, es ideal para trabajar la empatía con los más pequeños. "

    Ojala hubiese sido mi profesora y no el imbécil que lo fue : (


    He oído a mucha gente estar en contra de alentar la competición en niños. ¿Por qué ese enfoque de eliminar completamente la competición de su educación en en vez de intentar enseñarles a ?competir de forma sana no tóxica, y sin por ello quitar importancia a enseñarles a cooperar entre sí?

    Pregunto desde la ignorancia
  • Motimon
    Motimon Motimon, hace 8 horas @motimon, Principiante Offline
    @ghostpredator95 en mi caso personal, no extendible al resto por supuesto, tuve la mala suerte de tener a un fan de la competencia tóxica.
    Nunca he sido muy rápido cogiendo las cosas pero cuando las cojo no las olvido. En el clima que propiciaba mi "lentitud" era motivo de risas y burlas así que no me motivaba a cogerlas. Tuve una primaria desastrosa, podriamos decir que aprobé por chiripa o pena.

    Al llegar a la secundaria dí con un tutor que hizo lo contrario, propiciar un clima mas empático.
    Seguí siendo mas tonto que un corcho pero salía con ganas de aplicarme, trabajar en casa extra lo que necesitase y llevarlo todo bien aprendido. Gracias a eso conseguí la disciplina necesaria para equilibrar mi lentitud y acabe con una puntuación media y una selectividad magnífica. Cursé los estudios universitarios que quería y curro de lo que me gusta.

    No puedo decirte que beneficio puede traer a la población general, solo puedo afirmarte que personas hay tantos como culos y en mi caso, habiendo vivido ambos climas, prefiero el segundo. No creo que sea un método perfecto pero fué lo que yo no necesitaba y lo que necesité xD

Solo los usuarios registrados pueden comentar.

Loader
Arriba