El 22 de septiembre iniciará una beta cerrada

El RPG en mundo abierto Sands of Salzaar tiene lista su versión en inglés

El RPG chino Sands of Salzaar ya tiene preparada una versión en ingles, que iniciará la fase de pruebas como beta cerrada el próximo 22 de septiembre. El juego en mundo abierto, que en su primera semana de lanzamiento el pasado enero logró superar las 50.000 copias vendidas en Steam, planea llegar antes de finales de año al público europeo y norteamericano. Hasta entonces, aquellos que quieran probar el juego durante la beta tendrán que solicitarlo en el canal de Discord oficial del título.

El juego nos deja alinearnos con una de las dos facciones rivales que luchan por controlar el mundo tras la caída del Imperio. A través de una serie de misiones podremos conocer un poco mejor las intenciones de nuestros rivales así como sumar los aliados necesarios para nuestra victoria. El combate tiene un enorme componente estratégico y nos permitirá controlar desde el personaje principal a todo un ejército a gran escala. A la campaña base, que tiene unas 30 horas de duración, el lanzamiento de la versión en inglés sumará 30 nuevas misiones y secretos a los que podrán añadirse todos los mods compartidos a través de Steam Workshop.

«Cada partida es totalmente diferente porque al aumentar nuestro nivel y habilidad podremos descubrir misiones nuevas y desbloquear personajes extra», señalan en la página oficial de Steam, «además de descubrir la historia principal podrás explorar el enorme mapa, con seis regiones diferentes, y planear tu ascenso a la gloria desde la piel de un bandido, un sirviente, un aprendiz de guerrero o un comerciante».

Sands of Salzaar iniciará su beta cerrada en inglés el 22 de septiembre en PC.

Redactora
  1. Sinve

    Que mala pinta joder!

  2. Nae

    Parece una version del Metin 2 😀

  3. DarkCoolEdge

    Pues me mola pero las 30h me echan para atrás. Demasiados juegos largos pendientes. Ojalá más juegos tochos cortos, coño, que no da uno abasto.

  4. JuanCardReyn

    Lo tengo en la lista de deseos desde no sé ni cuando. Ahora que por fin está en inglés puedo pillármelo en cuanto haya una rebajita.