Petición popular: réplicas a "Lágrimas y videojuegos"

Por petición popular (me lo ha pedido el grillito que llevo en el hombro, y que siempre me acompaña) posteo los comentarios del artículo «Lágrimas y videojuegos«. Se esperan réplicas.
Xavi Robles dice:Buenas:Realmente creo que los videojuegos tienen unas herramientas excepcionales para provocar terror y demás emociones. Como tú bien dices, fijémonos en Silent Hill, o en F.E.A.R.. Algunos de los sustos son algo cutres (sube el sonido y aparece la cara de un muerto… viva la imaginación) pero otros son mérito absoluto de la ambientación. Por eso mismo me extraña no haber llorado nunca ante un videojuego.En cuanto a lo de videojuegos y arte… no creo que por el momento sea adecuado calificarlos así. Algún día haré una feature sobre esto.
Pep Sànchez dice:Pues a mi me parece más que evidente que los videojuegos son arte. Y no me vale eso de que “algunos videojuegos”, porque entonces también lo serían sólo “algunas películas” o “algunos libros”; hablamos del concepto general de videojuego, no de un producto concreto.Sobre el tema de la feature… es interesante. Pero si se puede llorar escuchando una canción, ¿por qué no al escuchar la musica de un videojuego?¡Ahí os lo dejo!Saludos
Xavi Robles dice:Primero de todo, Pep:– Escuchar la música de un videojuego no es escuchar “un videojuego”. Entonces llorarás con ESA música, que es una pieza aislada, y no con “el videojuego”. No será, por tanto, el conjunto de la obra videojueguil la que te haga llorar, sino los acordes de tal canción. Entonces, estás llorando ante el arte de la música y no ante el videojuego.– Tema arte: Creo que los videojuegos todavía no son un arte. Y remarco ese todavía, porque lo serán. El cine, en los años 20 (recordemos que nació en 1896), NO era un arte. ¿Porqué? Porque las cuestiones técnicas primaban sobre las artísticas: consigamos color, consigamos mayor definición, consigamos una estructura narrativa, consigamos sonido, consigamos un lenguaje propio. Era más una superación, un divertimento, una forma de ocio. No se puede considerar arte a algo que va en pañales, porque precisamente el concepto de “arte” implica madurez absoluta en todos los sentidos: creación, análisis, crítica, comparación… Evidentemente en esas épocas había algunas excepciones (D.W. Griffith, Chaplin y Keaton, Ford, Hawks…que eran unos narradores extraordinarios). Esos fueron los que abrieron la puerta a que el cine se considerara, posteriormente, arte. Una vez que los cineastas pusieron todo su empeño en la creación artística, se llegó a la madurez, a la experimentación. A la consciencia de que aquello era algo más que ocio. De que se podía cambiar el mundo con el cine. Porque la gente lloraba, se enfurecía, gritaba, vomitaba, reía, saltaba con determinadas películas. Y esto, amigo mío, no sucede ahora con los videojuegos. Estamos en los años veinte. Y créeme cuando te digo que me apasionan los videojuegos.Pienso que en unos años, cuando no se dedique el 70% del tiempo y presupuesto en mejorar gráficos/jugabilidad los videojuegos adquirirán la etiqueta de arte. Porque los desarrolladores se centrarán en “QUÉ queremos que SIENTA el jugador” y no “CÓMO (técnicamente) podemos hacer para que el espectador sienta lo que nosotros queremos que sienta”. Ahí vendrá la experimentación. Ahí se unirán la psicología con la pintura, la música con el cine, el juego con la arquitectura. Y ahí, sin lugar a dudas, lloraremos. ¿Cómo alcanzar esta meta? Pues confiando en Mizuguchis, Miyamotos, Kojimas, Moulinexs y demás. Esos son los que abren las puertas del mañana (y Xavi murió de un ataque de cursilería).– Tercero y último: También pienso que “algunas películas” y “algunos libros” no son, para nada de nada, arte. Mira el puto Jorge Bucay. Ese escupe mierda en cada línea de sus libros. O ciertos directores (ahí podría morir citando). El arte lo hacen los artistas, y no todo el mundo lo es. Una cosa es utilizar un soporte, y otra muy distinta hacer arte mediante ese soporte. Dicho queda.Espero réplicas 🙂
Pep Sànchez dice:¡Touché!A la mierda. No se puede hablar de esto con un estudiante de comunicación audiovisual. Pero llegará el día en que en AnaitGames se hable de DNA, clonación de virología. Y ese día volveré. MUHAHAHHAHA.Hasta entonces.PD: ¡Shnemue es arte!PD2: No me voy, ¿eh? Era una bromita. XD
PD3 (de Xavi): Pep estudia biotecnología (como un rey (algún día nos clonará a todos)).
Redactor
  1. GuilleX

    Puse esto en ambos post porq no queda claro (o yo soy muy bobo) de dónde ponerlo:

    No podría estar más de acuerdo…
    Leyendo ésta última replica me imaginaba a mi mismo cuando decía “Wow… Half Life 2 es una obra de Arte”….
    Aplicandose a lo q decís… puede pasarme q esté equivocado… yo me impresionaba por los gráficos… la física… efectos… sonidos… ideas y demás…. pero como bien aclaraste… el arte no solo se trata del detalle de la pintura… o del tamaño de letra… sino de eso q muchos denominan “leer entre lineas”… en si una historia intrinsica… algo sin explicár q debería salirnos a nosotros cuando lo jugamos…
    Coincido bastante… y sentencio a todos los juegos (q conozco) de Lineales y poco complejos… siempre una historia a seguir… un jiro para darle a la historia a partir de la decisión q tomes en un puzzle… o sea… como digo… nada intrinsico… nada q juegue con tus leyes morales o la carencia de ellas… un juego q se identifique con tu persona???
    Dios mio… estoy delirando

    Byt3s

  2. MrPengo

    ¿Son los videojuegos arte? Pues no lo se. ¿A que nos referimos? ¿Perfección técnica? ¿Capacidad de emocionar? ¿Ser «bello»? En mi opinión el videojuego es tán artístico como lo pueda ser una película o un texto, desde su código al conjunto en si. No es que todo lo que llega al público sea arte, pero hay joyas que por su mecánica, su historia o su belleza producen disfrute solo con su presencia.

    Comparar al videojuego actual con el cine de los años 20 no me parece lo más adecuado, principalmente porque el videojuego no tiene barreras técnicas, desde que se pueden representar un par de rayas ya puede haber juego. No creo que la pintura actual o la escultura sean más «arte» que las del siglo II simplemente por contar con otros materiales y métodos, es otro estilo de arte. Por ejemplo, Pong es bello en su simpleza y genera emociones tanto a quienes lo juegan como a quienes lo observan. Vale que será como los bisontes de Altamira pero es arte. ¿Es Half Life 2 arte? Puede que si, tal vez más en un sentido arquitectónico que narrativo, pero es todo cuestión de límites y gustos.

    Para mi el videojuego ya es arte y ya hace tiempo que lloré ante uno. Y que reí, y que destrocé un teclado, y que …

  3. Xavi Robles

    ¿Los bisontes de Altamira son arte? Más bien son pinturas rituales. Y no creo que Pong sea arte (no se concibió como tal) y de hecho no tiene valor artístico. Ahora bien, es imposible definir el arte, esto también es cierto.
    Y yo creo que sí que hay barreras técnicas, y además importantísimas. Mira Moulineux. Si todo lo que él ha concebido y no ha podido terminar adecuadamente (Fable, B&W2, etc) se hubiese pensado dentro de (digamos) 10 años, otro gallo cantaría. Vamos, eso creo yo. El creador no puede exponer su obra tal y como la ha pensado.

    Está claro que en el cine también hay barreras: yo no puedo rodar un corto con efectos especiales. Pero ahí entra la madurez, creo yo. La madurez del cine, que te permite buscar soluciones alternativas. Y en los videojuegos de momento eso pasa en contadísimas ocasiones.

  4. MrPengo

    El señor Moulinex aparte de hacer unos microondas cojonudos tiene un serio problema de megalomanía traspasada al mundo de los videojuegos. En serio, este hombre quiere hacer «Lo que el viento se llevó» en versión videojuego y no es capaz de ver que hay que jugar dentro de unos límites. Porque sí, hay limitaciones, como en cualquier forma de arte, pero se puede hacer un buen trabajo con lo que tienes a mano, no hace falta esperar a que llegue la herramienta definitiva.

    De todas formas tienes razón en que es imposible definir el arte, así que dudo que lleguemos a un acuerdo sobre el tema.

  5. A. Sayalero

    Yo he llorado jugando a ciertos juegos. También me he alegrado por algunos personajes virtuales, o he lamentado sus desdichas. Entiendo que algo capaz de despertar tales emociones ha de ser definido como arte.

  6. Xavi Robles

    ¿Podrías concretar un poco más? Es decir, ¿con qué juegos? A ver si entre todos desmontaréis mi teoría :P

  7. A. Sayalero

    Lloré con Syberia 2. Lamenté las desdichas de los NPCs de la ex-Unión Soviética que aparecen por toda la saga (que, por cierto, ya podían haber sacado toda la historia en un solo juego). Me conmocionó la sorpresa que hay en mitad de KotOR. Y ahora no caigo en más,pero haberlos haylos.

  8. A. Sayalero

    Por cierto, hola colega :)

  9. Koldo Gutiérrez

    Sé que esta feature tiene su tiempo, pero llevo poco aquí y la acabo de descubrir gracias a la de Kojima.

    He leído toda la discusión, y aunque se trata de un tema en el que es difícil de llegar a pornerse de acuerdo, hay algo en lo que dice Xavi Robles que me parece que se contradice… o que bien puede darnos la razón a los que opinamos que los videojuegos (algunos) YA se deben considerar como arte.

    «…Evidentemente en esas épocas había algunas excepciones (D.W. Griffith, Chaplin y Keaton, Ford, Hawks…que eran unos narradores extraordinarios). Esos fueron los que abrieron la puerta a que el cine se considerara, posteriormente, arte…»

    No cabe duda de que esos fueron los mayores referentes, pioneros, innovadores, etc en su momento. Pero entonces, ellos mismos ya eran artistas en SU ÉPOCA, y no por ello se debe catalogar a todos los que vinieron después como artistas. Otra cosa distinta es que posiblemente la gente de su época no supiera verlo así.

    De la misma forma, ya que tú mismo mencionas varios auteurs videojueguiles más abajo («Mizuguchis, Miyamotos, Kojimas, Moulinexs»), estos son artistas incluso hoy en día, sin necesidad de que los videojuegos alcancen su «madurez» definitiva.

  10. Xavi Robles

    Sí, no niego que no sean artistas. No niego que en un futuro les alabemos. Pero, a mi entender, les falta algo básico: el reconocimiento de la gente. He dicho mil veces que para mi es básico el hecho de que gran parte de la gente (e incluso ellos mismos) se consideren artistas.