Extraño, divertido y desgarrador

Juega a Mother 3

Juega a Mother 3

Juega a Mother 3

Es posible que hace dos semanas se te pasara echarle un vistazo a la edición japonesa del Nintendo Direct. No pasa nada, no puedes estar en todos lados y, en el fondo, tampoco  ocurrió nada reseñable. No es como si la Gran N nos hubiese vuelto a hacer la pirula. No es como si uno de los videojuegos más interesante de los últimos veinte años, uno que jamás ha conocido distribución fuera de Japón, nos hubiese vuelto a regatear a todos los occidentales. Espera un maldito momento:  ¡eso fue exactamente lo que ocurrió! Un pequeño trailer de apenas 30 segundos informaba sobre la próxima aparición de Mother 3 en exclusiva para la Consola Virtual japonesa de Wii U, así como el lanzamiento de una serie de productos asociados, como un amiibo del protagonista y una tarjeta prepago ilustrada con varios sprites extraídos del juego.

No es la primera vez que Nintendo olvida a los jugadores extranjeros de la serie Mother. De hecho, son casi diez años de acumular negativas y desmentidos, por lo que este último anuncio es tan sólo uno más que añadir a la peculiar historia de un juego que a cada años que pasa va expandiendo su aura de obra mítica.

Juega a Mother 3

Pero, ¿el juego merece realmente que le dediquemos tanto interés? Respuesta corta: sí. Respuesta larga: no lo dudes. Mother 3 se adelantó tanto a algunas de las tendencias más interesantes del paisaje actual de los videojuegos que, aun jugándolo hoy en día, parece que venga del futuro. Detrás de un aspecto que a cualquier aficionado a los JRPG le podría parecer convencional, pronto comienzan a aparecer extrañezas, traiciones a las normas y la sensación de que se ha desprendido con cierta facilidad de centenares de superfluas convenciones genéricas, tan incrustadas en nuestra forma de entender los videojuegos que ya ni siquiera vemos que están ahí.

Antes, un poco de contexto. Mother 3 ha sido una obra de culto desde el mismo día de su anuncio. O, mejor dicho, desde el día de su primer anuncio, pues hubo varios. Programado para un nacimiento a mediados de los noventa, como título de lanzamiento de SNES-CD, el proyecto fue sufriendo problemas, retrasos, cancelaciones y resurrecciones que dilataron el parto hasta una fecha tan tardía como 2006, cuando —tras pasar por Nintendo 64 y el malogrado 64DD—, la obra acabada por fin vio la luz en una envejecida Game Boy Advance. Evidentemente, Mother 3 se esperaba con impaciencia por un motivo: su antecesor, Mother 2 (o Earthbound, como se le rebautizó en EE.UU.) sigue siendo uno de los cartuchos más queridos de Super Nintendo. El viaje iniciático de un grupo de niños por unos Estados Unidos chiflados cautivó desde su aparición a una legión, si no gigantesca, desde luego sí entusiasta de aficionados que, desde entonces, han recomendado el juego a todas sus amistades, han escrito libros y han desarrollado sus propios juegos. Hoy en día hay pocos juegos comparables (se me ocurren sólo el Contact de Goichi Suda y el muy reciente Undertale), pero es que en 1994 era un auténtico perro verde. 

«Extraño, divertido y desgarrador». El eslogan con el que se publicitó Mother 3 en Japón ya prometía nuevas dosis de desconcierto. Ciertamente se trata de un juego raro; genuinamente raro, sin pose ni aspavientos y que es capaz de generar esa agradable sensación de extrañeza, de estar frente a una obra para la que no existen asideros firmes.

Tal vez, el aspecto que, por inusual, más se suele destacar del juego es su nada disimulado anti capitalismo. Mother 3 abandona la estructura trotamundos clásica del rol para centrar toda su atención en una pequeña comunidad y las transformaciones que sufre a causa de la aparición repentina de un agente externo: los pigggybags, un ejército con aspecto de animales antropomorfos (en mi cabeza me gusta pensar que se tratan de los vecinos de Animal Crossing) que van desestabilizando poco a poco la tranquila aldea a base de introducir aspectos vinculados a El Capital™, como el concepto del dinero, el del trabajo asalariado o las relaciones asimétricas de poder. A partir del tercer capítulo (de nueve), la tienda de Tazmily Village cambia el “llévate lo que necesites” por la venta de sus productos y los habitantes necesitarán ponerse a trabajar en la fábrica de hombres de arcilla que los piggybags han montado en las afueras y en la que, incluso, se muestran pocos reparos a la hora de dejar a los niños operar maquinaria o picar piedra. Los horarios incompatibles con la vida impiden el cuidado de los mayores, a los que se les olvida en un cochambroso asilo. Al mismo tiempo, las operaciones del ejército alteran el ecosistema y corrompen la fauna de la región con terribles (aunque muy graciosos) experimentos científicos. Si crees que estos no son los enemigos más malévolos y tóxicos a los que te has enfrentado en tu vida en un juego de rol, estoy seguro que el final boss que funciona como brillante metáfora jugable del estado último del capitalismo lo hará.

Con las cosas así planteadas, la épica y el sentido expansivo típicos del JRPG dejan de ocupar un espacio central y el interés por nuevos temas hace que Mother 3 inaugure (casi) el subgénero del JRPG social. 

Pero hay más.

Juega a Mother 3

Juega a Mother 3

Mother 3 es, también, un videojuego infantil. Lo es de la misma manera que Donde Viven los Monstruos o Alicia en el País de las Maravillas se tratan de ficciones pensadas para los niños. De estética amable y colorida, habla en un lenguaje que alguien con menos de diez años puede entender. Hay chistes de pedos, coscorrones, caras simpáticas, disfraces ridículos, animales amigables pero de aspecto fiero y otros muchos detalles de los que te resultaban graciosos y te llamaban la atención cuando no levantabas ni un metro del suelo. Los personajes principales de la aventura son el núcleo familiar más cercano: mamá, papá, tu hermanito, el abuelo e incluso un perro, y entre ellos se establecen dinámicas perfectamente entendibles, por conocidas, con las que se puede sentir representada la niña o el niño. Desde el primer juego, Shigesato Itoi (apuntaos este nombre; tatuáos este nombre) tenía tan claro a quien se dirigía que se autoimpuso no utilizar un solo ideograma en las cajas de texto. Hasta principios de la adolescencia, un alumno japonés no conoce los suficientes kanjis como para leer con fluidez, por ejemplo, un diario, por lo que, en sus versiones originales, todos los Mother están escritos utilizando los caracteres de los alfabetos silábicos.

No obstante, lejos de pretender ser un entretenimiento ligero o un bálsamo, Mother 3 se entronca en la tradición de relatos infantiles oscuros y retorcidos que apuntan al centro mismo de los miedos infantiles, sirviendo como una advertencia de que la vida que les espera va a estar más cerca de ser un carnaval de turboconfusión o de una montaña rusa de euforias y pánicos que de cualquier almibarado cuento de hadas. 

Mother 3 es una obra que le habla a los niños (y, de camino, a todos) sobre el luto, la pérdida y, en general, sobre los cambios inevitables que más tarde o más temprano nos alcanzan a todos. Cambios relacionados con los lugares donde vivimos, las personas que nos rodean o, por supuesto, los cambios fisiológicos. Una tímida erección en un baño termal o un estado “febril” previo a adquirir nuevas habilidades (el propio Itoi ha reconocido que no son otra cosa que primeras menstruaciones)  lanzan una mirada entre incómoda y tierna a esos momento en los que tu cuerpo comenzaba a hacer cosas que ni controlabas ni entendías del todo bien.

Juega a Mother 3

No obstante, el gran cambio a la estabilidad de Lucas, el niño protagonista, y su familia ocurre en un momento tan temprano del juego como el prólogo.  De manera inesperada, en una escena coreografiada con una sensibilidad que hace daño, nos enteramos de la muerte de Hinawa, la madre. Pocos videojuegos son capaces de asestar un golpe emocional tan intenso, tanto a las figuras dentro del cartucho (ver al padre en cólera ciega es un momento especialmente duro) como a un jugador que no espera la muerte de un personaje, a priori, controlable y al que, es posible, le haya puesto el nombre de su propia madre. 

A partir de ese momento, la reacción de los distintos protagonistas y su gestión del dolor articulan el progreso de un juego puntuado por momentos igual de tristes. Todo el tercer capítulo se centra en la abusiva relación del mono Samba con el cruel Fassad, mientras que la sección desarrollada en Tanetane Island sumerge a Lucas en una pesadilla lisérgica en donde todos los adultos que conoce le mostrarán su cara más agresiva. Nada semejante, sin embargo, al momento en el que el juego toma el punto de vista del padre, quien sueña con la última vez que vio a su esposa solo para despertar y enseguida recordar que ella ya nunca volverá.

No cabe duda de que Mother 3 es un juego inesperadamente sombrío. Itoi confiesa que la versión perdida de Nintendo 64 era todavía más oscura que la de Game Boy Advance, donde el relato se cierra de manera amarga, pero con ventanas abiertas hacia la esperanza.  La batalla final es un derroche de sensibilidad que, como es habitual en la serie, sólo puede ser superada por medios no convencionales; esto es: abrazando el amor de una madre. Es difícil escribir estas palabras sin que suenen ridículamente melodramáticas, pero creedme si digo que Mother 3 lo expresa de manera tan sentida, sin cinismos ni distancias irónicas de ningún tipo, que es complicado que todo la exposición sobre las posibilidades transformadoras del amor no acaben por dejar cicatriz en cualquiera que llegue hasta el final de la aventura.

Juega a Mother 3

Hay una sensación de concreción, de propósito, en todos los aspectos de Mother 3, que hasta hace dos tardes era muy complicado encontrar en ningún videojuego. Si parece la obra de una única persona que escribió de pe a pa el guion en un estado emocional muy concreto y con una idea bien definida de qué quería contar, de cómo lo quería contar y cómo quería que lo jugásemos es porque fue así. Si hacemos caso a Itoi, el primer guion del juego lo escribió tras un proceso de separación especialmente traumático, a mediados de los noventa, cuando Mother 3 todavía era una promesa para Nintendo 64. Años después, del tirón y de memoria, lo rescribió en sólo dos semanas para la versión final de Game Boy Advance. A fuerza de jugar a juegos que parecen escritos por comités de márquetin o por inteligencias artificiales más o menos habilidosas con las palabras, un título como Mother 3, que hace el viaje desde la cabeza de un ser humano real, con sus pasiones, sus odios, sus imperfecciones y sus pulsiones de ser humano real, hasta la Game Boy Advance, la Consola Virtual japonesa de Wii U, el NO$GBA 2.6 Emulator o el uo gba sp Kai de PSP pasando por el menor número de filtros posibles, es como tomar una bocanada de aire fresco después de haber pasado cinco años encerrados en un sótano cerrado.

Aunque, por norma general, los videojuegos sean un medio donde hablar de la autoría compartida suele ajustarse más a la realidad, lo cierto es que casos como los de Mother se escapan a la norma. Por supuesto que su director no es el único responsable de los juegos (sin ir más lejos, sin el superdotado talento en programación del muy llorado Satoru Iwata no existiría Mother 2), pero la trilogía es tan claramente la expresión de una sensibilidad particular, de un mundo creativo personal, que es imposible hablar de ellos sin señalar con el dedo a una única gran fuerza creativa.

Juega a Mother 3

Por tanto, acercarse a Mother 3 es, también, acercarse a la figura de Shigesato Itoi. Novelista, poeta, publicista, actor, reputado entrevistador y esporádico diseñador de videojuegos. En una mano nos sobrarían dedos para contar los títulos donde el de Maebasi ha trabajado en los últimos treinta años: la trilogía Mother y un simpático simulador de pesca para Nintendo 64. En su mundo se dan la mano elementos que sintonizan a la perfección con la cultura de videojuego más tradicional (el cine de ciencia ficción de cine al aire libre, los ídolos de acción de los ochenta, los zombis…) con otros referentes menos ortodoxos y más alejados de las tendencias dominantes en su contexto: el humor absurdo de los Monty Python, el manzai, la música pop anglosajona de los sesenta y los setenta, el surrealismo pictórico y la fascinación por unos EE.UU. de fantasía, modelados a imagen de Peanuts y Norman Rockwell. Con todo ello fue creando un corpus personal hilvanado tanto un excelente instinto para saber cuando ponerse delicado, como un hilarante gusto por lo escatológico.

Juega a Mother 3

Cuando Itoi comenzó a trabajar en el primer Mother apenas había jugado a otro juego de rol que no fuese Dragon Quest. Como no podía de ser de otra forma, el primer título de la serie utiliza el superventas de Enix como muleta desde donde adaptar uno de sus cuentos cortos. Aunque en el noventa por ciento de las ocasiones, la inexperiencia y la falta de conocimientos sobre las convenciones genéricas son una receta para el desastre, Itoi, de manera natural, consiguió convertirlas en virtudes. Porque cuando no tienes ni idea de cómo otros han resuelto antes los problemas con los que ahora te estás enfrentando tú, es más fácil llegar a soluciones poco habituales y, si tienes suerte y/o talento, más sorprendentes y gratificantes. Aunque el primer Mother es, bueno, la obra de alguien que no domina todavía bien el medio, poco de eso queda ya en Mother 2 (casi, casi un remake del título de NES) y nada en absoluto en Mother 3, donde el proceso de depuración de lo superficial y su dominio (o intuición, al menos) sobre cómo y por qué funciona un videojuego alcanzan una sofisticación que permiten hablar, en mi opinión, de una obra de plena madurez.

Un ejemplo: los combates musicales. Mother 3 es un juego musical que jamás te dice que es un juego musical. Los golpes sencillos pueden encadenarse en combos de hasta 16 golpes si pulsamos el botón de acción en el momento preciso. Un momento que viene determinado por la melodía que esté sonando en ese preciso instante. Hay decenas y decenas de melodías distintas. Casi cada enemigo que puedas encontrar en el juego tiene su propia música e, incluso, puede cambiar según los ataques de los monstruos. Lo curioso es que puedes llevar diez horas dentro de la partida sin saber que este sistema existe. El juego no tiene ni tutorial, ni indicadores, ni en ningún momento un cuadro de texto comunica la posibilidad de combinar golpes a ritmo de bossa nova. Hay algo profundamente hermoso en el que el juego se calle este detalle y confíe en que llegará un punto en el que aprenderás jugando.

Juega a Mother 3

Este sistema no sólo permite enfrentamientos mucho más interesantes, sino que están pensados para imprimir ritmo al juego. Al darle importancia a la habilidad es posible reducir el grindeo hasta prácticamente eliminarlo. El juego está medido para que con lo enemigo que te vayas encontrando por las (pequeñas) mazmorras sea suficiente para nunca llegar al combate contra un mid o final boss y sentir que nos estamos chocando contra un muro. En mi tiempo de juego (también reducido: Mother 3 se puede superar en menos de 20 horas) nunca tuve que detenerme, dar vueltas por una zona llena de enemigos y repetir acciones hasta subir unos cuantos niveles. No hay, tampoco, sidequests, ni combates aleatorios, ni un gran mapeado. Mother 3 es conciso como un pico en los labios. La historia siempre nos está empujando hacia delante y es difícil no saber lo que hacer o no saber hacia dónde dirigirse. 

Años antes de las filigranas de Naughty Dog, Mother 3 ya estaba haciendo malabares narrativos, explorando las posibilidades de permitirnos jugar la misma historia desde diferentes puntos de vista (de hecho, hasta bien entrado el juego no hay un protagonista claro), dividiendo la aventura en episodios de diferente tono y duración, adelantándose unos cuantos años a los simuladores de paseos, con una deliciosa pildorita interactiva a mitad del juego que seguro pondría los dientes largos a Tale of Tales

En este sentido, hay un instante del juego especialmente bien logrado y que da buen ejemplo de la altura alcanzada por Itoi: Bronson anuncia a Flint la muerte de su esposa. «Tengo una buena y una mala noticia. La buena es que he encontrado este gran diente de dinosaurio que puedes utilizar como arma. La mala es que lo he encontrado clavado en el pecho de tu mujer». Es un momento entre ridículo y patético, un chiste negro que no busca la risa y que activa en el jugador emociones contradictorias. 

Juega a Mother 3

Llegados a este punto ¿realmente es tan terrible que Mother 3 no salga nunca de manera oficial fuera de Japón? Pues según lo miremos. Aunque es fácil ponernos de acuerdo en que lo ideal sería ver a una Nintendo mimando su patrimonio, anunciado con trompetas y con una traducción supervisada el lanzamiento de uno de los mejores títulos de su catálogo (en realidad, de cualquier catálogo) lo cierto es que un juego tan singular como Mother 3 está destinado, hoy por hoy, a un público reducido. Teniendo en cuenta, además, la década de retraso, no hay lanzamiento oficial ni fanfarrias que puedan convertirlo en un éxito de ventas. Sumémosle a esto que los jugadores realmente interesados por el juego probablemente ya lo hayan jugado; gracias a una muy activa comunidad de aficionados reunidas en torno a la web Starmen.net, los poco ágiles con el idioma japonés tenemos, desde 2008, una estupenda (y completa) traducción al inglés a sólo dos clicks de distancia, por lo que el próximo 20 de abril —cuando se cumpla el décimo aniversario del lanzamiento de Mother 3— si así lo queremos, todos podremos celebrarlo como dios manda: jugándolo. 

Juega a Mother 3

  1. DIOSTHOR

    Sigo sin entender por qué Nintendo nos niega al resto del mundo (es decir, más allá de Japón) el placer de disfrutar de esta trilogía como realmente se merece, con su traducción (aunque sea al inglés), una edición física que nos deje el culo torcido a modo de Aniversario o lo que se saquen de la manga, merchandising y hostias, sabiendo que hay un público aquí en Occidente que lo venera y que, joder, es un puto icono que ha influido en un viaje de títulos.

    Y para colmo, una ip que es marca de la casa. Que es más sangrante y doloroso si cabe.

    P.D. Grande el artículo 🙂

  2. BillyPitch

    Uf, voy a tener que dejar el texto a medio leer. Le tengo mil ganas al juego y he visto que se destripan ciertas cosillas de la trama. Quizá nada importante pero algo hay.

    Esto lo pongo por si alguien se pregunta: ¿Hay spoilers en el texto? Pues ya digo, quizá nada importante, pero algo hay xd

  3. Joeldcn

    El artículo me ha parecido sublime, tiene una pasión descomunal tan bien expresada , que después de leerlo dos veces me parece que lo hubiera jugado yo, tal es la empatía que desprende.

    Esta saga es una de mis muchas pendientes. Ese Earthbound de la Consola Virtual, si no estuviera tan carisimo ( 10 euros) hace tiempo que me lo habría comprado. Aunque con casi total seguridad no lo habría empezado todavía.

    Enhorabuena por el artículo, ha sido lo mejor de mi día.

  4. Mominito

    @diosthor Por que las compañías aunque solo entienden cuanto requiere invertir para lo que estiman sacar. Yo creo que no prevén muchas ventas más allá del público que ama a esta saga y darían una pierna por él si hace falta.

    Lo raro sería que lo trajeran en una edición física full love, eso me haría sospechar que están abriendo mercado con un Mother 4 a la vuelta de la esquina, y no me podrían quitar la sospecha ni de coña hasta que lo anuncien.

    En digital es otro cantar, y de nuevo es otra sospecha de que están esperando a algo para lanzarlo en digital, porque no requiere gran inversión y saben que contentan al público… eso puede ser que lo guarden para hacer el lanzamiento de NX más gordo empezando ya con aclamados digitales.

    @billypitch No hay spoiler destripadores, pero en realidad ya te acercan a la temática del juego bastante, cosa que si vas a jugar si o si, yo me lo ahorraría y me dejaría sorprender con el juego por delante sin saber que te viene 😉

  5. KNT

    Lastima que Itoi ya no quiera continuar con la franquicia. Menos mal que tenemos otra gente con ganas de hacer mas: http://mother4game.com/

  6. DIOSTHOR

    @kenta dijo:
    Lastima que Itoi ya no quiera continuar con la franquicia. Menos mal que tenemos otra gente con ganas de hacer mas: http://mother4game.com/

    Normal que no le apetezca, haces joyas en bruto durante veinte-quince años y quien te distribuye no confía en tu trabajo ni en llevar tu obra a otros sitios ni tratarla como se merecería. A cualquiera le pasaría. xDDDD

  7. DrTenma

    Hace mucho que vivo con este «drama» de no tener acceso a juegos que gustosamente compraría. Teniendo en cuenta que ya hay una traducción hecha por fans y que seguro que la «cederían» gustosos, creo que Nintendo lo tendría bastante sencillo para sacarlo en occidente.

    Una duda que me carcome por dentro desde hace años es «¿por qué a las compañías les cuesta tanto unificar las tiendas virtuales?» Sé que hay cuestiones de licencias pero hoy en día debería ser muy fácil romper barreras con juegos clásicos y propiedad de la propia compañía. No es que «Mother 3» vaya a ser un vende-consolas, y sí, hay formas de jugarlo hoy en día que (sin ser legales) poco daño hacen. Yo a éste no he jugado, pero sí lo hice a «Earthbound» y fue en emulador, pero cuando salió en WiiU, lo compré. Y seguro que así actuará la mayoría de los (pocos) interesados.

    ¡Por cierto, genial artículo, magnífico uso de la tipografía para las secciones!

    P.D. Yo sigo sin perder la fe en que saldrá en occidente, si sacaron el primero de NES… Puedo soñar un poco, ¿No?

  8. Joker73R

    Como dicen más arriba, encandila la pasión con la que está escrita cada palabra de este genial artículo. Tanto que me voy a poner a jugarlo, todo sea por experimentar de primera mano lo que se comenta en estas líneas.

  9. Neo-Demon

    @pantallapartida , la traducción el español no vale la pena? Lo digo porque tengo pensado darle caña de aqui a 2 semanas y me habían hablado bastante bien de esta traducción:
    http://mother3spanish.blogspot.com.es/

    Gracias por el genial artículo.

  10. Oh no señor yo soy bueno

    Este y Mother 2 fueron los juegos que más me marcaron como persona cuando era peque. Recuerdo tener un bootleg PSP que podía correr juegos de GBA y SNES, y yo me había bajado un zip con varios juegos de SNES cuando tenía, cuanto, ¿10 años? Y lo encontré. «Eh! Sobre este juego escuche mucho en SSBB», me dije a mi mismo, como seguramente otras treinta mil personas lo han dicho…
    Dios santo, como adoro esas ocasiones que la vida, simplemente, realiza las mejores coincidencias que a uno le puedan ocurrir…*sigh*…me pongo un nostálgico y un dramaturgo pensando en eso.

    @kenta
    Creo que Itoi ya puede estar más que alegre del legado que ha dejado. Undertale, Lisa, OFF. Si yo fuera el, simplemente agradecería a todos por las enormes letras de amor que la gente les dejó.

    …bueno, mejor me voy, que me pongo muy sentimental… Gracias Itoi por las risas, las pesadillas, las lágrimas, y por hacerme ser la persona que hoy soy.

    …Y gracias Anait por el artículo, este es un juego que todo fanático de los videojuegos debería probar algún día. Que no todos los JRPG son la tipica batalla de adolescentes contra Satan con estética manganime, con personajes clichés y con diseño estético súper mega hard-edgy-core que rechaza simpleza por… eso (si, te estoy mirando a ti FF XIII).

    Y si no jueguen Undertale, Undertale es amor.

  11. Víctor Martínez

    @neodemon
    Adelante con ella, es buena.

  12. 1984

    Lo de Nintendo es de traca.

    «Oye y si hacemos un JRPG, y además diferente al resto?»

    Y van y se mean en Square-Enix.

    Menudo juegazo.

    Muy recomendable también esta guía no oficial, se puede comprar o ver online en la web de sus creadores.

    También para los qué se preguntan por qué esta saga nunca tuvo el amor que se merece en occidente, recomiendo mucho este vídeo: https://www.youtube.com/watch?v=zvyb_oNybOI
    (son 3 partes, en la tercera habla de Mother 3 pero recomiendo verlo entero).

  13. ForerusMaximus

    @diosthor
    Porque jamas llegaria a cubrir el coste de hacerlo. Si no, ya lo hubieran hecho.

  14. Gegr is Win

    @neodemon
    Yo me decidí a jugar la traducción al español con un emulador de GBA en Android. Llevo menos de dos horas aun, ya que apenas y he tenido tiempo para jugar, pero es que el juego destila amor por todos lados, rompiendo la cuarta pared a cada momento, y todo como si fuese hecho a mano por el mejor escultor. Todo está en su debido sitio, nada falta y nada sobra.

    Gracias @srvallejo, por ti me decidí a jugarlo 😉

    Excelente texto por cierto, muy buenas colaboraciones las que hay últimamente.

  15. Neo-Demon

    @chiconuclear
    @gegrmova

    Gracias.

  16. Rober_Blazkez

    Pedazo de articulo!!

    Una verdadera lastima que este juego nunca haya salido de Japon de manera oficial.

  17. SrVallejo

    Muy buen texto. Amo este juego, y parece que @pantallapartida siente algo parecido. Me siento completamente reflejado en cuanto a lo del soplo de aire fresco. Este en su momento, y Undertale ahora son esos juegos que te reafirman tu fe en esto de los jueguicos. Y que te hacen preguntar, ¿si se puede hacer esto, porque seguimos en este lodazal?

    En el texto si que hay spoilers, aunque sea de fases muy tempranas @billypitch, son cosas que pasan las primeras horas pero que sorprenden mucho más cuando no sabes que pasan. Si vas a jugarlo igualmente, te recomiendo que lo hagas sin leer el texto.

    Sobre lo de que no te avisan lo del combate ritmico, juraría que un fantasma en el palacio te habla de ello.

  18. SrVallejo

    Sobre lo de porque no ha salido, yo apuesto que a parte de que no garantiza muchas ventas es un juego incomodo de sacar para la nintendo familiar. Un juego para niños, en los que salen travestis, se critica al capitalismo, se consumen drogas y muere la madre al principio del juego.

    Creo que hay también parte de censura detrás de todo esto.

  19. Nelocanelo

    Cuando salió SSBB, tras una temporadilla, me encontré jugando a menudo con Lucas, llegando a punto de convertirse en mi main. Un buen día, decidí que tenía que jugar al juego que protagonizaba, y así llegué a Mother 3.

    Sólo puedod ecir que estoy al 100% de acuerdo con el artículo, un juego redondo, cercano, con mucho sentimiento, con muy pcoo clichés, y con el que Nintendo ha sido muy injusta. Mucho.

  20. Simonchu

    Joder, con todo lo que decís y no fui capaz de terminarlo. Los combates se me daban fatal y me hacian polvo, me pase horas intentando subir de nivel y nada . ¿Sabeis de algun hack o algo para podet disfrutar de la historia pasando de los combates?

  21. Dela

    Muy buen reportaje, se agradece este tipo de entradas que dan personalidad a la web ; )

    Solo un pequeño apunte

    El juego no tiene ni tutorial, ni indicadores, ni en ningún momento un cuadro de texto comunica la posibilidad de combinar golpes a ritmo de bossa nova.

    Aunque es verdad que en el propio juego no te hablan de esta posibilidad, en las instrucciones sí que te explican esta mecánica. Hay que decir que Mother 3 se concibió de forma paralela a Rhythm Tengoku (otro gran título que tampoco llegó a salir oficialmente de las fronteras japonesas) cuyo desarrollo influenció a la hora de introducir esa mecánica en el título de Itoi.

  22. Rocks

    Fantástico artículo, mi patreon amortizado de sobra solo por él.

    Siempre escuché maravillas de este juego y ahora tengo un poco más claro por qué.

    Si como dice @gegrmova, se puede jugar en emulador en Android, creo que es mi oportunidad de darle amor.

    Y Undertale, me lo tendré que pillar en cuanto pueda porque todos lo ponéis por las nubes.

  23. SrVallejo

    @philip_s_owen

    Juega a mother 3, sin duda. No hace falta haber jugado a earthbound. Hay elementos en común como algunos items, o algún personaje, pero muy muy poca cosa. Es casi como jugar al mayoras mask sin haber jugado al ocarina of time.

  24. Gegr is Win

    @rocksgt
    Yo utilizo la aplicación My Boy! Free que está en la Play Store, si bien esta versión gratuita no deja guardar partidas externas, es decir del propio emulador, las propias del juego sí las reconoce, y por lo que llevo hasta ahora son más que suficiente los puntos de guardado.

    La ROM se encuentra fácilmente por la red, no hace falta más que googlear un poco.

    P.D.: además el emulador no chupa batería, detalle muy importante para un juego concebido para portátiles.

  25. GrilloFerreyra

    @diosthor dijo:

    @kenta dijo:
    Lastima que Itoi ya no quiera continuar con la franquicia. Menos mal que tenemos otra gente con ganas de hacer mas: http://mother4game.com/

    Normal que no le apetezca, haces joyas en bruto durante veinte-quince años y quien te distribuye no confía en tu trabajo ni en llevar tu obra a otros sitios ni tratarla como se merecería. A cualquiera le pasaría. xDDDD

    No es eso, es que a Itoi le parece que su saga esta perfecta así, no quiere extenderla.

  26. Sei

    Cuando lo jugué en su momento, todo iba bien hasta que llegué a

    Spoiler:

    .

  27. Deses

    Tal vez, el aspecto que, por inusual, más se suele destacar del juego es su nada disimulado anti capitalismo.

    Va a ser que no ha llegado por esto.

  28. Rocks

    @gegrmova
    Así mismo me lo he puesto yo y va perfecto.
    La música es top total y el juego ya me tiene atrapado 8)

  29. 1984

    @magenta dijo:

    El juego no tiene ni tutorial, ni indicadores, ni en ningún momento un cuadro de texto comunica la posibilidad de combinar golpes a ritmo de bossa nova.

    Aunque es verdad que en el propio juego no te hablan de esta posibilidad, en las instrucciones sí que te explican esta mecánica.

    Dentro del propio juego sí que te explican estas y muchas otras cosas, sólo tienes que hablar con los pájaros. (Al menos en la versión en inglés, que es la que yo he jugado)

  30. Dela

    @1984 Sí, seguramente sea así, hace mucho que no juego al título (desde el 2006, de hecho). Yo lo decía porque tengo el juego original y consulté las instrucciones y ahí si que viene también explicado.

  31. Furan

    Antes de leer el artículo pensaba que la fecha de mi cumpleaños era la misma que la de hitler. Ahora sé que comparto fecha con mother 3. El mundo es un lugar maravilloso y ahora me siento en paz conmigo mismo. GRACIAS

  32. elsasu

    El primer mother que tal? tras leer el artículo me han dado unas ganas terribles de jugar al 3 y al 2. Puedo empezar directamente por el 2? o la experiencia mejora jugándolos todos?

  33. Víctor Martínez

    @elsasu
    Juega al 3 directamente. El 2 es mucho más difícil (sin un sentido claro; es difícil un poco porque sí), y el 1 es encantador si tienes en cuenta que es muy viejo, pero también se hace un poco cuesta arriba. El 3 es el mejor sin duda.

  34. elsasu

    @chiconuclear Muchas gracias por responder! los jrpg tradicionales siempre me han gustado así que imagino que este me encantará. En cuanto termine el fire emblem awakening me pongo con mother 3. Por cierto el artículo buenísimo, seguid así, me encanta haber encontrado una web donde no solo hay vídeos de juegos si no que también publicáis cosas que dan gusto leerlas.

  35. DarkCoolEdge

    Gran artículo, me ha gustado mucho. Casi tan guay como el de Boku no Natsuyasumi 🙂

  36. BillyPitch

    ¡Buenas! Vuelvo a este artículo por que estoy jugando a Earthbound y me está encantando (tengo un vicio importante con el puto juego), pero no me mola mucho el rollo de la emulación en pc. ¿Es la forma más óptima de hacerlo? Me fliparía jugarlo en una portátil pero no se cómo va el tema de la emulación ahí, que imagino es la única forma de jugarlo, ¿no? ¡Joder! Quiero jugarlo, pero quiero jugarlo además de la mejor forma posible. ¿Alguien me echa un cable? Mil gracias al que lo haga.

  37. Alexdro

    Y donde lo juego? ni de coña en gba/emulador.

  38. hechi

    Voy a darle una oportunidad.
    Voy a pasar la traducción a mi teléfono, que creo que tengo el emulador.

  39. Alexdro

    Estoy jugandolo pero tengo un problemita, no consigo hacer lo de los combos musicales, si es que cuando ataca, no hay tiempo para reaccionar..

  40. nelo

    Primer comentario, lector constante, y que placer comentar algo sobre esta saga: no ha caído aun en mis manos el Mother 3, pero llevo un par de semanas jugando al Earthbound y es un glorioso si-a-todo. Desde el minuto uno cautiva por su rollo vitalista old school, pero en las pequeñas diferencias que va mostrando se hace fuerte. No sé si me dejo contaminar demasiado por ese incómodo lastre llamado nostalgia, pero estoy enganchado y encantado con este juego, y hacia tiempo que no echaba un jrpg por turnos (pereeeeeezaaaaaa). Juegos que tienen algo.
    Todo muy rico.

  41. Alexdro

    @gegrmova
    Cuanto te ha durado? llevo 14 horas y se me esta haciendo tan aburrido como para dejarlo tirado.

  42. Gegr is Win

    @alexdro
    26 horas, con el emulador de Android tengo la opción de aumentar la velocidad del juego, por lo que caminatas muy largas se hacen rápidamente .

  43. Alexdro

    @gegrmova
    no me habia dado cuenta que se podia, veo que muy largo, te gusto mucho?

  44. Gegr is Win

    @alexdro
    Mis impresiones las dejé en el foro, pero las retransmito por aquí, que tampoco está de más:

    No terminé amando la historia (pero me gustó, y en ocasiones sí que me tocó mucho), las mecánicas son tan potentes, el mundo está tan bien construido, los detalles están perfectamente cuidados. A todos los personajes (principales y secundarios) terminé tomándole aprecio, y entiendo que hacer un RPG así no es fácil, pero no comprendo por Nintendo no le dedica un poco de este cariño en lo que a NPCs respecta a otra saga suya como lo es Pokémon, que jugando aún el X da pena que los entrenadores sigan diciendo la misma frase después de derrotarles ad infinitum.

    Y luego, con respecto a por qué no se ha publicado fuera de Japón:

    Entiendo por qué no puede publicarse, lo que no comprendo es por qué no han tomado nota de muchos aspectos del juego para la saga Pokémon.
    En Mother 3 van cambiando los diálogos a medida que pasa la historia, hay batallas contextuales (el mono robot que no te da experiencia, sino cuya batalla «es toda una experiencia» ), tantos, tantos detalles, que es increíble todo eso aún no esté implemetado en otros juegos.

    El juego parece del futuro, pero siempre con un pie anclado al pasado. Hay cosas que quizá puedan estresar, como esas caminatas interminables, o la gestión del inventario, pero son detalles que no empañan la experiencia global de un título muy personal, con unos cuantos mensajes muy claros.
    En unos años lo volveré a jugar sin ninguna duda, hay muchas cosas que quise probar, pero la historia me hacía seguir hacia delante con cada vez más interés.

  45. Alexdro

    @gegrmova
    Vale, seguire intendolo, a ver que tal, no pense que seria tan largo, ya veo que te gusto mucho.