Avatar
Avatar

Robepoulos

@robepoulos

Atenas

“Atari - NES - Game Boy - PlayStation 1, 2, 3, 4 - Dreamcast - Nintendo Switch - Felicidad”

Mensajes 6 Seguidores 2 Sigue a 10
Últimos logros desbloqueados
1 logro
desbloqueado

Top contenido de la comunidad

  • Robepoulos, 11/01/2020 @robepoulos, Principiante Offline

    Super Peach Iliad (propuesta de precuela para Mario Odyssey)

    Super Peach Iliad (propuesta de precuela para Super Mario Odyssey)

    La Iliada de la princesa Peach.

    Browser acude al palacio de Peach para pedirle que se case con él. Ella responde que no, intentando no herir sus sentimientos. Demasiado tarde. Ea, ea, ea, Browser se cabrea. La sala del trono se convierte en una arena donde se produce la batalla entre la bella y la bestia. Tras una mecánica que dejo para los desarrolladores y tres saltos sobre su cabeza, Browser se da por vencido y huye, pero en su huida secuestra a Toadette y lo lleva a su castillo. Mientras tanto, Mario y Luigi están en una mansión haciendo no sé qué con una aspiradora y Toad está traficando con mapas, así que esta vez será Peach (que llevaba oxidada como protagonista de un videojuego de Nintendo desde hace catorce años la que acuda al rescate.

    El juego empieza (no sé muy bien por qué todavía) en el mundo de los paraguas/sombrillas/parasoles, donde Peach conocerá a Umbrelly, la paraguas/sombrilla/parasol que decide ayudar a Peach en su intento de rescatar a Toad puesto que el malvado Browser ha llenado de nubes blancas el cielo y ni llueve ni hace sol, una desgracia para el mundo de los paraguas/sombrillas/parasoles.

    En ese mundo se encuentra también Toadette y esta ayuda a Peach a idear un plan para entrar en el castillo de Browser: tienen que construir un unicornio de madera (a lo caballo de Troya) y esconderse dentro. Los paraguas/sombrillas/parasoles le ofrecerán este unicornio como ofrenda a Browser para que tenga piedad y haga desaparecer las nubes de su cielo.

    Ahora bien, el juego puede consistir en la búsqueda de las partes para construir el unicornio si lo queremos de exteriores o centrarse en el rescate desde dentro del castillo si lo queremos de interior.

    Al final (spoiler) Peach y Toadette rescatan a Toad pero Browser se sale con la suya y captura a Peach.

    Y así comienza Super Mario Odyssey.
    2
  • Robepoulos, 09/01/2020 @robepoulos, Principiante Offline

    The Division (uno y dos)

    The Division (uno), Rayman Legends y Watch Dogs 2 me parecen tres auténticas maravillas. Tres luces al final de tres túneles excavados por Ubisoft en la montaña de su propia monotonía.

    Si Rayman hubiera tenido la suerte que tuvieron los Rabbids, creo que estaríamos hablando de palabras mediáticas mayores.

    Watch Dogs 2 podría estar mejor, lo reconozco, pero probad a jugarlo sin armas de fuego. Gracias a Reload comprendí que en este juego sobra la violencia, y con mucha paciencia y sigilo se puede llegar a completar la mayoría de las misiones (no recuerdo si todas...). Y el juego así mejora, vaya que si mejora.

    A The Division me acerqué con cautela. Con la mosca del always online detrás de la oreja. Con las críticas por downgrade y la necesidad de farmeo para avanzar en la historia susurrándome al oído: "cómpralo, sí, pero te estamos avisando". Y lo compré a precio muy reducido. Y no me arrepentí en absoluto. Es un shooter/looter en tercera persona con coberturas de manual, con un apartado gráfico que a día de hoy me sigue pareciendo interesante, y que todavía no he conseguido terminar por culpa del farmeo. Pero a diferencia de otros juegos, este farmeo es del bueno, del que no me molesta. The Division me ha regalado uno de los momentos más épicos que he vivido en un videojuego: tuve que repetir varias una misión con un grupo de jugadores (que no conocía) de mayor nivel y pericia que yo, seguramente porque ellos se preocupaban más en reanimar al resto (a mí principalmente) y avanzar en grupo que en terminar con el jefe final. Tuvieron mucha paciencia conmigo, y finalmente tuvieron su recompensa: en un momenteo de inspiración (suerte) mi ráfaga de arma de nivel bajo fue a parar a un pequeño depósito de líquido amarillo que colgaba del jefe final, que me perseguía por un pasillo. Reventó. Los tres compañeros vinieron corriendo y se quedaron mirándome como diciendo: WTF. En ese momento el juego me ganó para siempre.

    Ahora cuando me tocó escribir la carta para los Reyes lo tuve claro: The Division 2.

    Bueno, y Mario Odyseey, qué demonios, pero esta historia la dejo para otro post.
    3
    • vdevastardo, 10/01/2020
      Yo me lo pasé demasiado bien con el Watch_dogs 2. El cambio de tono con respecto al primer juego, de darkedgy post-adolescente asqueroso a pandiloculas, coñitas y buen rollo, le sento muy bien.

      Hay dos misiones y un cachito del endgame en el que te tienes que liar a tiros sí o sí (o, al menos, yo no encontré la manera de resolverlas sin violencia), pero es lo que dices, como juego de tiros es un 6, pero cuando te dedicas al sigilo y al hackeo es un 9.
    • robepoulos, 10/01/2020
      @vdevastardo totalmente de acuerdo
  • Robepoulos, 07/01/2020 @robepoulos, Principiante Offline

    Más joy-con que amigos

    Me he comprado unos joy-con extra que no necesitaba, pero estaban en oferta (51% de descuento) y no me he podido resistir.
    Yo ya tenía dos joy-con y dos mandos tipo Hori para la Switch, así que a todas luces no me hacían falta más joy-con.
    Pero... ¿y si quiero jugar al Mario Party con tres amigos? Pues para empezar debería comprarme primero el juego y después buscar a tres personas que quieran jugar. Y no es fácil, aunque pueda parecer una locura por estos lares.
    No es fácil porque llevo tiempo intentándolo con cuatro mandos de la Dreamcast (original) y el ChuChu Rocket! o el PowerStone, con cuatro mandos de Nintendo 64 (USB) y los Mario Party de 64, con una recreativa y varios joystick caseros... y nada.
    Creo que a pesar de ser un poco antisocial (me cuesta conocer a gente nueva, pero... y a quién no a partir de los 30, ¿no?) sí que tengo amigos y hago vida social con padres de amigos de mi hijo. Todos saben que mi casa está abierta a videojuegos y juegos de mesa a cholón (o a chorrón, que está de moda), pero a casi nadie, por no decir nadie, parece llamarle la atención.
    Con gente de mi trabajo probé el Mario Kart y el Overcooked a cuatro jugadores en local durante un viaje y aquello parecía aquel anuncio mítico de los donettes, fue la repanocha. Todos me decían que querían seguir quedando para jugar después del viaje, pero nadie volvió a sacar el tema (y menos yo, que siempre vivo con el miedo de resultar pesado, así que ya apenas digo nada a nadide).
    Una de las dificultades a las que me enfrento es la distancia, vivo en Atenas desde hace catorce años, pero precisamente tanto tiempo debería haber sido suficiente para conseguir encontrar personas dispuestas a quedar para jugar y no solo para hablar de problemas, que es la tónica habitual de nuestras reuniones sin hijos. Con hijos la tónica habitual es hablar de los hijos.
    Otra de las dificultades es la edad, 35 años. No para mí, pero sí que hay un tabú social más o menos evidente. O quizá no.
    Gracias al online puedo jugar de vez en cuando con mi hermano o con mis amigos de España, pero a veces ni conectamos los micrófonos porque suelen ser horas no aptas para el ruido.
    Si alguien ha leído hasta aquí puede pensar que quizá el problema soy yo y no los juegos o los videojuegos, que también puede ser. Pero quiero pensar que mi vida social es más o menos sana.
    No quiero cesar en mi empeño porque veo a hijos de amigos mayores que mi hijo que ya están con el Fortnite o con el Minecraft en tablets y me parece el fin del mundo como lo conocíamos. Si hubieran existido esos juegos cuando yo era niño quizá ahora no tendría la gran relación que tengo con mi hermano (mayor) después de tantos años.
    Y ya que los videojuegos han llegado para quedarse, aunque muchos estén en contra, qué mejor que multijugador local en lugar de tablets o juegos de un solo jugador para nuestros hijos...
    Es la primera vez que me sincero con estos pensamientos, una vez más debido al tabú. Creo que solo una persona de toda la comunidad de Anait sabe quién soy realmente, y creo que comparte mis opiniones.
    Gracias por leerme.
    5
    • franstark, 10/01/2020
      Pasa mucho más de lo que podría parecer. Yo me salté la generación de PS3 - X360, y me compré las consolas cuando ya habían anunciado la next gen por aquel entonces. Evidentemente tras comprarme la consola y 4 o 5 juegos, lo primero que hice fue comprarme el segundo mando... ¡y bien pocas veces lo usé!

      No vivo a un pais de distancia de mis viejos amigos como tú, pero la edad adulta, el trabajo, y esas responsabilidades que se adquieren cuando uno se hace mayor, desplaza el contacto continuo con los colegas (igual tras 9 horas currando y 12 horas fuera de casa, lo que apetece es jugar a algo tranquilo...)

      Eso si, mencionas el juego mágico. Me compré el Mario Party con el pack de los joycons este pasado noviembre, y ahí donde voy, ahi que me llevo la consola y triunfa como la cocacola. Ahora cuando voy a ver a algún colega o a casa de algún familiar, el "oye, te traes la Switch con el Mario Party, verdad?" es un habitual xDDD
    • robepoulos, 11/01/2020
      En cuanto lo pruebe con amigos te comento qué tal la experiencia
  • Cargar mas actividad
Loader
Arriba